“Las familias nos llaman para atender a sus abuelos cuando ya no pueden más”

Teresa García y Sara Domínguez, psicólogas y emprendedoras, gestionan la atención a personas mayores en el domicilio.

La asistencia a domicilio de personas mayores va más allá del servicio doméstico y exige un conocimiento: “No es lo mismo hacer el servicio doméstico que atender a una persona con un grado de demencia o con problemas de movilidad”, afirman Teresa García y Sara Domínguez, directoras de Edades Gasteiz.

Dos psicólogas con trayectorias similares y con un objetivo en común: “Teníamos claro que queríamos trabajar en la intervención social y comunitaria para la tercera edad, pero no teníamos muy claro cómo empezar”. Una feria de franquicias les dio la idea de cómo materializar el negocio y vieron que era el momento: “Somos Uneak, en euskera momentos. Este negocio es el resultado de los momentos que nos han llevado hasta aquí”.

Publicidad (Sigue leyendo más abajo)

Edades-Gasteiz-Teresa-Garcia

La labor de Teresa y Sara se centra en dar seguridad tanto al empleado como a la familia que contrata: “El empleador tiene la tranquilidad de todos los temas administrativos y la gestión con el trabajador y el empleado sabe que vamos a salvaguardar sus condiciones”.

Es muy importante que realmente quieran trabajar en este sector

La selección de personal es exhaustiva: “No somos una asesoría laboral pura y dura. Trabajamos el trato y atención centrada en los mayores con un componente psicológico y social importante”. En una primera fase detectan las habilidades del empleado para encajar en la familia: “Para nosotras es muy importante la actitud que hay frente al trabajo y que realmente quieran trabajar en este sector”.

Además de ejecutar las tareas del hogar, la empatía con esa persona es esencial: “Damos la opción de que la selección final la haga la familia porque es importante la impresión que te dé esa persona y ver el lenguaje verbal y no verbal ante determinadas preguntas”.

Este trabajo se ubica dentro del régimen especial de empleados de hogar: “Este régimen tiene menos prestaciones que un régimen general normal. Tiene la base reguladora más baja y no tiene derecho al desempleo. Esto hace que la gente no lo quiera”.

Aunque las condiciones están mejorando, Teresa se encuentra con un problema común: “Hay gente que trabaja en régimen general y cuando le propones este trabajo no lo quiere, pero para nosotras no tiene cabida el empleado que ve la prestación como su modo de subsistir”.

Hay trabajos que no se pueden acreditar porque han trabajado en economía sumergida

Teresa también trabaja por combatir el empleo sumergido: “La experiencia nos dice que hay trabajos que no se pueden acreditar porque han trabajado en economía sumergida. Todos sabemos que en el ámbito familiar se ha trabajado mucho en economía sumergida durante muchos años. Hasta el decreto de 2011 que reguló la relación laboral del empleado del hogar y la obligación de cotizar del empleador. Ahora, cada vez nos concienciamos más de que cualquier persona que vaya a tu casa a desempeñar una tarea es un trabajador y tiene que tener las condiciones adecuadas”.

La economía sumergida tiene que ver con la relación personal entre empleador y empleado: “El que contrata es la persona mayor o la familia. Como es un ámbito privado, se pueden saltar determinadas normas y puede hacer que el trabajador se vea perdido”.

El 95% de las empleadas de hogar son mujeres de mediana edad y extranjeras

El empleo de este sector es básicamente femenino: “Alrededor del 95% son mujeres de mediana edad y extranjeras, aunque empieza a venir gente joven, después de estudiar certificados de profesionalidad o grados FP”.

Sobre todo, la figura de la interna es principalmente extranjera: “Las personas que duermen y viven en el domicilio, es decir, las internas, son en su mayoría extranjeras ahora mismo. No requiere domicilio y te da la opción de ahorrar al estar mantenida. Las personas de aquí son muy pocas en este puesto”.

Nos llaman cuando ya no pueden más

La contratación de estos trabajadores se deja para el último momento, en muchas ocasiones: “A nadie nos gusta el gasto. Todos tenemos la imagen del abuelo o abuela viviendo en casa, así que si nos podemos arreglar, lo hacemos”.

Trabajar y atender a las personas mayores es una situación que quema: “A nosotras nos llaman cuando ya no pueden más o cuando hay un hecho que lo desencadena: si se ha roto la cadera o si hay un deterioro cognitivo que aumenta, entonces toman una decisión”.

Cuesta meter a alguien extraño en casa

Aun así, cuesta tomar la decisión: “Cuesta porque hay que meter a alguien extraño en casa y crear un clima de confianza para no desestabilizar a la persona mayor”.

Emprender tiene una cara A y una cara B

Para alguien que ha trabajado siempre por cuenta ajena, el emprendimiento es un mundo nuevo: “Esto es otra historia, empezar a moverte con las administraciones públicas, con los permisos, con los gastos que suponen cada paso que das… Es un mundo nuevo que cuesta”.

Para Teresa, los apoyos desde el comienzo han sido esenciales: “Estar en Hazigune con Ajebask nos ha facilitado la infraestructura y los permisos necesarios para ser agencia de colocación de Lanbide”. Sin embargo, Teresa se ha topado con la lentitud de las administraciones: “La administración está estancada, deberían ser más ágiles para dar respuesta relativamente rápida a alguien que quiere emprender”.

Para ellas, de momento sobresale lo positivo: “Emprender tiene una cara A muy buena y muy motivante. La cara B es que todos los días te levantas pensando en que tienes que tener trabajo. El éxito quiero que sea mío y el fracaso también estoy dispuesta a asumirlo”. En cualquier caso, “es un aprendizaje y una experiencia”, afirma Teresa.

  • AMPEA

Teresa tenía claro que siendo dos mujeres empresarias, tenían que pertenecer a AMPEA: “Se ha perdido mucho la idea de colectivo, todos vamos a lo nuestro. Siendo mujeres empresarias, ¡cómo no vamos a estar en AMPEA! Es fundamental estar, porque para eso se crean”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias de Vitoria Gasteiz Hoy

Primer periódico digital de Vitoria.
Noticias Vitoria-Álava

En Gasteiz Hoy encuentra las últimas noticias de Vitoria y Álava. Somos el primer periódico digital de Vitoria-Gasteiz sobre la ciudad, los barrios y toda la actualidad que afecta a los ciudadanos de Vitoria-Gasteiz. Ocio en Vitoria, Turismo Vitoria, Obras de Vitoria, información de Tuvisa Vitoria-Gasteiz, Tráfico de Álava y otras noticias de Vitoria y Álava. Periodismo ciudadano e independiente para lectores alaveses críticos en el primer periódico digital de Vitoria. Gasteiz Hoy, todos los derechos reservados.