Absuelta una trabajadora de Tubacex acusada de "resistencia y atentado a la autoridad"

14 noviembre, 2022

El sindicato LAB denuncia que lo ocurrido "ha sido un montaje policial para criminalizarla"

Aintzane Mendia, trabajadora de Tubacex, ha sido absuelta de los cargos de "resistencia y atentado a la autoridad" de los que se le acusaba. Así lo ha declarado una jueza de la Audiencia Provincial de Araba tras el juicio celebrado el pasado lunes 7 de noviembre.

Mendia, que fue detenida mientras se manifestaba en apoyo de otros trabajadores de Tubacex imputados en el Juzgado de Amurrio, enfrentaba una petición de 15 meses de cárcel.

tubacex en huelga

Ha sido el sindicato LAB el que ha hecho público lo ocurrido. Y dejan claro que, en la sentencia, la jueza "determina con claridad que no queda probado que la acusada atentase en ningún momento contra ningún ertzaina". Además, destacan que "las acusaciones contra ella no demuestran su culpabilidad".

La central sindical hace referencia a los vídeos grabados ese día y que peresentó la defensa. En ellos, aseguran, se puede ver a la trabajadora de Tubacex que "no golpea ni empuja en ningún momento a un agente. Descartan totalmente muchas de las declaraciones que hace la Ertzaintza".

"Montaje policial"

Para LAB, lo ocurrido deja claro que todo "ha sido un montaje policial para criminalizar a las personas que se concentraron ese día frente al juzgado para mostrar su solidaridad". El objetivo es "reprimir a todos y todas las trabajadoras que fueron parte activa en la huelga de Tubacex, y defendieron y ejercieron sus derechos". Por ello, acusan al Gobierno Vasco de "defender a las patronales".

Desde el sindicato aplauden la "determinación de nuestra compañera para defender su inocencia y no aceptar la propuesta de la Fiscalía". Y exigen el cese de los procesos y actuaciones "abiertos contra otros y otras trabajadoras, a las que responderemos como hasta ahora, con solidaridad y lucha".

La plantilla de Tubacex estuvo el año pasado 236 días en huelga. Al final, tras casi 8 meses de paros en las plantas de Llodio y Amurrio, en octubre de 2021 dirección y la mayoría del comité de empresa (ELA, CC OO y ATAL) firmaron un acuerdo para desbloquear la situación. Así, pactaron el convenio colectivo hasta finales de 2024.