Álava estudia cómo redefinir los centros para personas con discapacidad intelectual

29 junio, 2017

El objetivo de estos centros es avanzar en la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual, en edades comprendidas entre los 18 y 64 años

La Diputación Foral de Álava se encuentra en un periodo de reflexión para redefinir el modelo de los centros ocupacionales del Territorio Histórico destinados a personas con discapacidad intelectual, con el objetivo de adaptarlos a “las nuevas características y perfiles” que presentan las usuarias y usuarios de estos recursos forales, y mejorar de esta manera la atención a ese colectivo.

Este jueves se ha celebrado el encuentro anual de los centros ocupaciones de Álava, que ha reunido a alrededor de 300 personas usuarias de todo el territorio.

“Históricamente, los centros ocupacionales de Álava han estado a la vanguardia de la atención a las personas con discapacidad intelectual. Son centros que han llegado a su madurez y debemos pensar en cómo evolucionar, en los pasos que vamos a dar a partir de ahora para mejorar la atención teniendo en cuenta las características y los perfiles de las personas usuarias que están en los centros en la actualidad”, ha asegurado la titular de Servicios Sociales.

En este sentido, Marian Olabarrieta ha adelantado que el Instituto Foral de Bienestar Social (IFBS) está inmerso en un periodo de estudio para abordar la mejora de la atención de este colectivo de personas usuarias, que tienen cada vez más edad, con una media de 42 años, y con una presencia significativa de mayores de 55 años. “Son personas que presentan más patologías y discapacidades asociadas y, en consecuencia, más necesidades de apoyos”.

Alrededor de 400 personas con discapacidad intelectual acuden a diario a la red de centros ocupacionales de la Diputación Foral de Álava, diez en total distribuidos por el territorio, siete de ellos en Vitoria-Gasteiz, y el resto en Llodio/Laudio, Oyón-Oion y Elburgo/Burgelu.

Los centros ocupacionales del IFBS buscan  avanzar en la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual, en edades comprendidas entre los 18 y 64 años. En ellos, se realizan fundamentalmente actividades de aprendizaje y capacitación, personal y social, individuales y grupales, y se atienden a las necesidades de desarrollo permanente de estas personas. También se realizan actividades laborales como medio para conseguir que estas personas alcancen los mayores niveles de autonomía personal, integración y participación en la comunidad.

La fiesta, que ha llegado este año a su octava edición, ha girado en esta ocasión alrededor de las fiestas de La Blanca de Vitoria-Gasteiz. Los usuarios de los centros de todo el territorio se han adelantado más de un mes al txupinazo, y han recreado el paseíllo de neskas y blusas, la bajada de Celedón y ‘Celedonia’ y la entrega del Celedón de Oro con la colaboración de Iñaki Landa, entre otras muchas actividades.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad