El Alavés coge aire tras ganar al Leganés

24 enero, 2015

Los goles de Toribio y Raúl García colocan a los de Alberto con 27 puntos

alavesdepor2El Alavés sumó tres puntos vitales ante el Leganés, 2-0, que le permiten escapar de la parte baja de la tabla tras lograr el primer triunfo de 2015.

Los vitorianos vuelven a ganar después de cuatro partidos en los que solo habían sumado dos puntos y logran su cuarta victoria como locales de la temporada para alcanzar los 27 puntos y escapar a posiciones más cómodas y lejos del descenso cuando termine la jornada

El Alavés no vencía en Mendizorrotza desde el 14 de diciembre y lo hizo gracias a un soberbio zurdazo de Toribio, en el minuto 16, tras cazar el rechace de un defensa y sellar los tres puntos en el 89 con un segundo de Raúl García a la salida de un corner

Toribio, el jugador de campo más utilizado por el técnico albiazul, logró la recompensa a su trabajo de contención con su estreno como goleador albiazul.

El Leganés volvió a demostrar su candidez que le convierte en el segundo peor visitante de la categoría con cinco puntos sumados lejos de Butarque. Los pepineros se quedan con 26 en la tabla, a expensas de ver cómo se reduce el margen con los puestos de descenso.

El partido era vital para Alavés y Leganés a la hora de no asomarse al furgón de cola de la tabla y el respeto se impuso por ambos bandos en los minutos iniciales.

Quiso tener el balón más tiempo el conjunto madrileño aunque sin claridad de ideas en los metros finales con buenas llegadas por la banda derecha.

En la primera acción local con varios pases seguidos, en el minuto 16, un rebote de la defensa tras un centro de Medina le cayó en la pierna izquierda a Toribio que soltó un zapatazo desde la frontal del área que se coló por la escuadra de un impotente Serantes.

Se encontró el Alavés con el partido a su favor a las primeras de cambio a la espera de saber encauzar el duelo para no sufrir y amarrar tres puntos vitales hacia puestos mas desahogados.

Antes de la media hora una cesión de Aguirre desde el centro del campo a su portero sirvió el balón en bandeja a Despotovic que se enredó con el balón en las piernas y perdonó el segundo tanto albiazul.

Siguió la posesión del cuadro pepinero merodeando el área albiazul pero obtuso en los metros definitivos. No le tembló el pulso al técnico Asier Garitano para darle otro aire a su equipo, en el minuto 42, con un doble cambio y la entrada de Marc Bertrán y Eizmendi.

El paso por los vestuarios no alteró el guió y el Leganés salió de nuevo decidido a neutralizar la desventaja en los diez primeros minutos.

No pasó ningún apuro defensivo el Alavés ante la falta de puntería del Leganés y los locales se sintieron cómodos dejándose dominar ante un rival con poca pólvora. Un zurdazo de Álvaro desde el vértice del área al lateral de la red fue el único sobresalto.

Los locales se prodigaron poco ante la meta madrileña y no tuvieron más que un par de ocasiones. Juli disparó a las manos de Serantes y el debutante Manu Lanzarote obligó a lucirse al meta en un intento de gol olímpico desde el costado derecho, a la hora de partido.

Poco a poco fue languideciendo el partido por la impotencia del Leganés de generar claras acciones de peligro, salvo un testarazo de Fran Moreno, y el conformismo del Alavés para no cerrar el duelo con un segundo y tranquilizador tanto.

Lo encontraron los vitorianos en el último minuto al cazar Raúl García un balón suelto en el área pequeña y batir entre las piernas de nuevo a Serantes para certificar la victoria de la tranquilidad.