Advertisement
Advertisement

Los ciclistas siguen aparcando mal en la Estación de Autobuses pese al nuevo aparcabicis

19 octubre, 2017

El parking para bicicletas, gratuito hasta 2018, lleva en funcionamiento tres días

Imagen de la estación de autobuses y las bicis mal aparcadas

El nuevo aparcabicis de la Estación de Autobuses lleva tres días en funcionamiento y las primeras bicicletas ya descansan en su interior. Sin embargo, los alrededores de la estación siguen repletos de bicicletas mal aparcadas en los bancos de la zona o en los postes contiguos al edificio. El parking de bicis, que será gratuito hasta el mes de enero, tiene ya algo más de una decena de bicicletas en su interior. Su capacidad es de 111 plazas.

Desde el Ayuntamiento son conscientes de que "llevará tiempo" que los vecinos se acostumbren a usar este nuevo aparcamiento. Ya han comenzado una labor informativa, colgando carteles en los manillares de todas las bicicletas aparcadas en los alrededores de la estación, ya estuvieran bien o mal estacionadas.

"Se trata de facilitar que las personas se animen a usar la bicicleta sin ningún temor", añade el concejal de Medio Ambiente, Iñaki Prusilla.

Para acceder al aparcabicis es necesario bajarse la app Pverde al teléfono móvil. De esta manera podrá abrirse la puerta del parking mediante un código personalizado. Por el momento, unas 200 o 300 personas se han bajado dicha aplicación, según los datos del Ayuntamiento.

A comienzos de 2018 deberá pagarse el uso de este servicio en función del tiempo que se quiera dejar dentro la bici. Por un euro podrá aparcarse la bicicleta durante 24 horas seguidas como máximo. Por tres euros al mes la bicicleta podrá dejarse durante tres días consecutivos, y la cuota asciende a seis euros si se desea estacionar el vehículo durante seis días, sin tener que retirarlo en menos tiempo.

Esta nueva instalación es un "lugar seguro" para dejar la bici sin temor a ningún imprevisto, según Prusilla. De todas maneras, el concejal recomienda candar las bicis dentro del parking como medida preventiva. El parking está vigilado las 24 horas mediante cámaras de seguridad. Posee una plaza especial para bicicletas con remolque y dos plazas con enchufe para bicicletas eléctricas.

La intención es que funcione en red con los otros cinco módulos de aparcabicis. Estos se colocarán en Virgen del Cabello, Hospital de Santiago, Paseo de la Universidad, Calle Los Molinos y Aparcamiento de Mendizorrotza.

El aparcabicis cubierto tiene numerosas plazas libres