Araski se engancha tarde a su debut en casa

3 noviembre, 2013

Primer partido oficial en casa de las chicas del Araski, que trataban de sumar la primera victoria de la temporada a su casillero. Mendizorroza presentaba un magnífico aspecto, con la afición en las gradas respondiendo al llamamiento hecho por el club, con su original y divertida campaña de captación de abonados. Enfrente el Estudiantes, un […]

araskiPrimer partido oficial en casa de las chicas del Araski, que trataban de sumar la primera victoria de la temporada a su casillero. Mendizorroza presentaba un magnífico aspecto, con la afición en las gradas respondiendo al llamamiento hecho por el club, con su original y divertida campaña de captación de abonados. Enfrente el Estudiantes, un equipo de jugadoras de cantera jovencísimas, pero muy físicas y con mucho talento.

Pese a la ilusión generada, el inicio del partido sonó a ya visto, porque el Araski cometió un error que viene siendo habitual desde que comenzaron los partidos amistosos de pretemporada, y también sucedió contra el C.R.E.F ¡Hola! en el primer partido de liga: el equipo tardó mucho en entrar al partido, y eso sirvió para que un Estudiantes mucho más conectado cogiera las primeras rentas en el marcador. En ese primer cuarto, las madrileñas iban con todo al rebote ofensivo (16 en total al final del partido), con las interiores Mariana González y Elena Díaz haciendo mucho daño, y provocaron verdaderos estragos en la defensa del Araski, con cuatro y cinco rebotes de ataque en la misma posesión, y sobre todo con un deseo y una actitud muy superiores en esos primeros minutos. El Araski era incapaz de cerrar la zona, y aprovechar el riesgo que tomaban las estudiantiles, ya que al cargar tanto el rebote dejaban muy desprotegido su balance defensivo. Además, la polivalente alero Sara Rodríguez aprovechaba los desajuste que creaba para anotar. El final del primer cuarto, 10-19, dejaba a las claras la superioridad visitante en el juego.

Durante el segundo cuarto, las gasteiztarras comenzaron a alternar defensas, para tratar de frenar en la medida de lo posible el juego del Estudiantes. Pero si bien el parcial no fue a más, las chicas del Araski eran incapaces de reducir la diferencia, puesto que las madrileñas movían el balón a gran velocidad y con gran facilidad contra la zona, para lograr tiros liberados. El daño no fue mayor en cierta manera debido a la falta de acierto en el tiro de tres del equipo visitante (4/18 en triples al final del partido). Durante toda la primera parte, la jugadora local más destacada fue Raquel García-Sampedro, que gracias a su defensa, sus tiros abiertos y su liderazgo sostuvo al equipo. Al descanso, un 22-30 que mantenía al Araski en el partido.

Tras el paso por vestuarios, y visto el poco éxito de la defensa zonal que propuso por momentos el Araski, las chicas de Madelén Urieta apostaron por subir las líneas en defensa y tratar de incomodar al rival, a través de una defensa individual presionante que buscaba restar segundos a las posesiones de las madrileñas. El equipo empezó a entrar realmente en el partido en cuanto apostó por defender desde arriba y no dejar jugar al Estudiantes. Además, el Araski cerró muchó mejor la zona, destacando en este aspecto la defensa y la intimidación de Itsaso Conde. La continua aportación de Esti Castaño, una constante en la segunda mitad, tanto a nivel defensivo como gracias a sus tiros cortos, impelía al equipo a seguir luchando, y a meterse definitivamente en el marcador, para dejar el luminoso en un 40-44 al final del tercer cuarto, y todo por decidirse.

Cada intento de igualar el marcador por parte de las chicas de verde, era respondido por el Estudiantes con un nuevo parcial de 4 a 0. El Araski estuvo varias veces a punto de ponerse por delante en el marcador, pero fue incapaz de culminar la remontada. Los minutos iban pasando, y las rentas en torno a 4-5 puntos seguían manteniéndose. Además, el Araski entró rápidamente en bonus, cediendo la opción de sumar poco a poco al equipo visitante, que lo fue aprovechando. Las locales intentaron un último arreón, de la mano de Annie Kassongo, que anotó 6 puntos casi consecutivos e imprimió intensidad al juego. Pero en plena remontada, varios fallos en canastas fáciles debajo del aro impidieron igualar y ponerse por delante a las chicas de verde. La omnipresente jugadora estudiantil Rocío Trigueros, la mejor jugadora visitante en el partido, sumaba puntos a través del tiro libre, y a pesar de eso, se entró con opciones al último minuto, tres abajo. Pero en esos momentos finales, la mala gestión de las posesiones en ataque del Araski, impidió al equipo sumar su primera victoria, ante un público entregado. El partido finalizó con un 53-58 que aplaza la primera victoria de las gasteiztarras, que tendrán que buscarla el próximo sábado 9 de noviembre en Barcelona, ante el Siglo XXI.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad