Advertisement
Advertisement

Barrutia y Artium se unen para "repensar" la ikastola y aprender desde el arte

14 enero, 2022

Barrutia y Artium trabajan en dar forma al patio con un mural y muebles construidos por el propio alumnado

La Ikastola Barrutia y Artium se han aliado para aprender a través del arte. Y un gran mural recorre ya el patio de este colegio ubicado en Sansomendi (junto al Centro Cívico Lakua). Es la parte más visible de un proyecto piloto que busca mejorar los resultados educativos del alumnado.

barrutia eskola pintar artium La alianza entre Artium y Barrutia forma parte del proyecto Magnet. Y quiere "construir un proyecto educativo innovador y de referencia en el que durante 3 años ambas instituciones trabajarán juntas para implementar el currículo escolar a través del arte, entendido este como una herramienta metodológica para la práctica de la docencia. Una alianza para mejorar los resultados educativos del alumnado y para conseguir una mayor integración en la escuela y en su entorno cercano".

Desde 2019 Barrutia trabaja con artistas, para diversificar el currículo escolar. En cursos anteriores hemos trabajado con Nerea Lekuona, Jorge Moneo, Antton Goikoetxea, Jon Arregi, Arantzazu Errasti, Jon Ander Sanchez, Raisa Alava y Antonio Ballester.

Repensar la Ikastola

El proyecto busca "repensar la Ikastola tanto conceptualmente como formalmente: su entorno, sus recursos, su arquitectura y la
posibilidades que esto ofrece al aprendizaje de nuestros alumnos". Desde el 2020 trabajan en hacer del patio un espacio educativo e inclusivo.

El pasado año el alumnado construyó muebles para el patio de la mano del artista Antonio Ballester. Los muebles estuvieron expuestos en Artium. "Estos muebles vuelven y los vamos a integrar en nuestro patio".

El alumnado y el profesorado han estado trabajando distintos conceptos artísticos. Todo dentro del currículo escolar: las medidas, la geometría, la mezcla de colores, los puntos de vista y el relato que cuentan al barrio. El diseño del mural tenía que reflejar y contar al barrio lo que sucede en la Ikastola.

En el proyecto colabora Irantzu Lekue. El mural estará abierto al barrio: cuenta la historia de cómo se mezclan los colores y cualquiera que lo vea puede aprender solamente mirando.

"Seguiremos creando, pensando, aprendiendo, soñando y jugando juntos. Porque en Barrutia pensamos que es posible la colaboración con diferentes instituciones y personas. Barrutia es Lakua, es Gasteiz. Barrutia somos todos", asegura el centro.