Baskonia carece de tranquilidad final y pierde contra Valencia Basket

17 abril, 2022

Las pérdidas y los errores del último cuarto lastraron al conjunto azulgrana (71-78)

71:78

Baskonia pierde una oportunidad de oro para acercarse a los puestos más altos de la clasificación. El conjunto azulgrana no supo rematar la remontada y perdió contra Valencia Basket. Los de Spahija fueron a remolque durante todo el encuentro. Sin embargo, el paso por vestuarios sirvió de reacción para los azulgrana. Aún así, la superioridad física de Valencia en el interior se impuso en el Buesa Arena contra un Baskonia mermado en esas posiciones.

baskonia valencia basket

Wade Baldwin sube el balón ante Van Rossom Foto: @Baskonia

En el apartado individual, Wade Baldwin fue el mejor jugador del Baskonia. El base americano terminó el partido con 15 puntos, 6 rebotes y 5 asistencias para 21 de valoración. Junto a Baldwin, Alec Peters fue otro de los jugadores más destacados con 13 puntos y 14 rebotes. Fontecchio, Giedraitis y Enoch también superaron la decena de puntos.

Estadísticas

Fallo tras fallo

El encuentro empezó muy revolucionado para los dos equipos. Y es que las posesiones duraban muy poco y no hubo acierto. Sin embargo, Valencia Basket consiguió sacar más tiros ante un Baskonia con muchos errores en el pase (2-5). La precipitación de los azulgrana siguió a pesar de ralentizar un poco los ataques. Pero los valencianos encontraron una debilidad en la defensa baskonista en los bloqueos con continuaciones liberadas para los triples.

Baskonia abusó de las jugadas individuales centradas en Fontecchio. Esta obsesión hizo que Valencia Basket aumentara la ventaja y Spahija paró el partido (6-13). Los azulgrana estaban totalmente negados en ataque y tampoco pusieron intensidad en defensa. Este mal momento lo aprovecharon los valencianos para correr y seguir dominando en el Buesa Arena (9-18). Los fallos se sucedían en los locales y Spahija apostó por jugar sin pívot.

Problemas en defensa

Además de jugar sin referencia en la zona, Baskonia salió al segundo cuarto con sus dos bases: Granger y Baldwin. Este experimento no funcionó y Valencia Basket manejó una ventaja superior a los 10 puntos (14-28). Dos fallos en la defensa del bloqueo de Baskonia permitieron anotar dos triples a Dubljevic sin oposición para rematar el mal inicio azulgrana. Y otra vez, Spahija decidió jugar sin pívot tras los errores de Enoch.

Solo Wade Baldwin tenía las ideas claras en el ataque vitoriano. Pero los puntos del base americano no bastaban para reducir la desventaja (22-37). Y es que el juego entre pívots de Valencia Basket fue un dolor de cabeza para Baskonia. La defensa azulgrana fue invisible y los jugadores valencianos entraron solos hacia el aro ataque tras ataque. Los de Spahija apretarón atrás antes del descanso liderados por Giedraitis para que el partido siguiera vivo (34-45).

Carácter Baskonia

Aunque en la primera parte no salió bien, Baskonia cambió en todos los bloqueos tras el descanso. Y los cambios de estatura penalizaron a en defensa aunque el ataque fue mucho más fluido. Pero esta mejora ofensiva no fue suficiente para remontar la diferencia con los valencianos (44-54). Las pérdidas se sucedieron en los azulgrana y esto permitió a Valencia Basket aprovechar sus oportunidades para dominar sobre el parquet del Buesa Arena.

Los de Spahija propusieron un ritmo muy alto para descolocar a la defensa taronja. El resultado no fue bueno y el público azulgrana pidió más a los jugadores. Valencia Basket aprovechó su superioridad física por dentro para cargar todas sus oportunidades por ahí con Dubljevic (51-56). Baskonia reaccionó con una gran defensa y apoyado por un Buesa Arena que agradeció poniéndose en pie a cada jugada del equipo. Con un parcial 7-0, el equipo azulgrana remontó tras ir todo el partido por detrás (58-56).

Precipitación final

Los azulgrana siguieron con la ola positiva del final del tercer cuarto. Aunque se encontraron pronto con la cuarta falta de Steven Enoch que dejó al equipo sin físico interior. Las canastas costaron cada vez más ante la tensión por ganar. Esa tensión hizo que los árbitros pitaran una técnica a Dubljevic, desesperado por la defensa del Baskonia. Valencia Basket apostó todo a jugar por dentro y gracias a ello se mantuvo en el partido (67-65).

Baskonia y Valencia decidieron jugar un ida y vuelta sobre la pista. Un estilo de juego que favoreció a los taronja para ponerse por delante (69-72). En este juego loco, los de Spahija no estuvieron cómodos y los valencianos manejaron el marcador a su favor. Baskonia acusó la falta de tranquilidad en los minutos finales y Valencia Basket se llevó el partido (71-78).