Baskonia confirma su gran momento con un golpe de autoridad en Kaunas

16 noviembre, 2017

Gran victoria de los azulgranas, que sin embargo pueden haber perdido a McRae (77-97)

Con el triunfo por 77 a 97, Baskonia confirmó que lo visto el martes ante el Real Madrid no era puntual. El equipo de Pedro Martínez confirmó su gran momento de forma con una contundente victoria a domicilio frente al Zalgiris. Un festival anotador en el segundo cuarto con 33 puntos y 8 triples bastó para romper el partido en Kaunas. La mala noticia la puso Jordan McRae, que salió dolido del mismo hombro que ya se lesionó en pretemporada y en el mes de octubre, tras volver a jugar.

ACB Photo

Una vez más, Rodrigue Beaubois y Tornike Shegenlia llevaron la voz cantante en el cuadro alavés. El francés está siendo de lo mejor en Baskonia esta temporada, apareciendo una vez más cuando más falta hace. Por su parte, el georgiano mantiene su regularidad; es un seguro en el poste bajo. Ambos se marcharon con 19 puntos, 8 rebotes también en el caso de Shengelia. Mención especial para Jayson Granger (14 puntos, 7 asistencias, 23 de valoración) y Voigtmann (15 puntos, 8 rebotes, 26 de valoración).

No fue un inicio tan fulgurante como el del pasado martes, pero Baskonia comenzó el encuentro superior a Zalgiris. La entrada de Voigtmann en el quinteto inicial por Poirier, hasta ahora el favorito de Pedro Martínez, no tuvo consecuencias negativas. Al contrario, el alemán comenzó muy bien el encuentro en los dos aros. Un 4-12 de parcial a favor de los azulgranas sorprendió a Jasikevicius, que tuvo que pedir tiempo muerto.

La reacción surtió efecto en los lituanos, que enfriaron el ritmo del encuentro y recortaron distancias. Subieron la intensidad defensiva para frenar el ataque visitante. El Baskonia aprovechó cada contraataque para ir sumando puntos en su casillero. Acabó el primer cuarto con dominio baskonista, pero la dura cancha lituana ya avisaba de que no iban a poder relajarse ni un momento (15-21).

Se cambiaron las tornas a principios del segundo cuarto. Zalgiris intentó pillar a la defensa del Baskonia con la guardia baja mediante el contraataque. Un parcial de 6-0 recortó la diferencia a un único punto en los primeros minutos del cuarto. Pero lo que más daño hizo a los azulgranas fue la gran cantidad de faltas cometidas en la lucha por el rebote ofensivo.

Cuando peor estaba el ataque de Baskonia aparecieron Granger y Beaubois para darle un nuevo impulso con su creatividad. Con estos dos jugadores en pista, la generación y aprovechamiento de los espacios en ataque ofrece una nueva dimensión a los de Pedro Martínez. A partir de esto comenzaron a generar brecha en el marcador, gracias a los buenos lanzamientos de tres. El porcentaje de triples de Baskonia volvía a rozar lo anómalo: 60 % a tres minutos del descanso.

Festival de triples. Festival de @Baskonia. #Eurofighters pic.twitter.com/09X9CqVFxa

— Basket en Movistar+ (@MovistarBasket) 16 de noviembre de 2017

Entonces explotaron los de Pedro Martínez. Protagonizaron un 3-22 de parcial que dejó el partido casi sentenciado a la mitad, a menos que Zalgiris forzara la épica. 33 puntos anotados en el segundo cuarto, con 8 triples anotados. Parecía casi imposible, pero estaban replicando la exhibición dada ante el Real Madrid. 34-52 con toda la segunda parte por jugar.

Con el encuentro ya roto, Baskonia siguió jugando cómodo y conservando la ventaja pese a los esfuerzos de Jankunas, que anotó 6 puntos consecutivos. Malmanis continuó atesorando minutos de gran calidad formando una dupla interior muy consistente con Voigtmann. Algo después, el alemán dio el primer susto de la noche al llevarse un fuerte golpe en la rodilla que no fue a mayores.

Zalgiris organizó una presión a toda cancha que puso en dificultades a los de Pedro Martínez, que pidió tiempo muerto al ver su diferencia reducida a 16 puntos. El público del Zalgiris Arena se encendió y con un parcial de 11-0 el equipo lituano devolvió la competitividad al choque.

  • McRae se duele del mismo hombro lesionado en pretemporada

Pero las peores noticias para Baskonia llegaron con la lesión de Jordan McRae. El norteamericano, lejos de su mejor versión, se volvió a hacer daño en el mismo hombro que ya se ha lesionado en dos ocasiones en los últimos meses. Entre dolencias y parciales, los azulgranas vieron el final del periodo como una auténtica salvación. Un 57-70 no era garantía de nada en Kaunas.

Zalgiris demostró esto nada más comenzar el último periodo, reduciendo la diferencia a 7 puntos. Cuando más falta hacía, apareció Beaubois para silenciar por unos momentos al pabellón lituano con dos triples; tercero y cuarto de toda la segunda parte. Poco después fue el turno de Matt Janning con otro triple para dejar el partido prácticamente sentenciado a falta de cinco minutos (68-84). El resto del choque fue un mero trámite para los azulgranas, que se limitaron a tirar de Beaubois y Granger para anotar cuando era necesario.

‘Ooh, yeah! We’re JANNING’.
Triplazo para relajarse. @Baskonia #Eurofighters pic.twitter.com/72ZGSsqtwQ

Con esta victoria, Baskonia confirma su mejor momento de la temporada y enlaza el segundo triunfo consecutivo en Euroliga con una semana de tres partidos.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad