Advertisement
Advertisement

Los integradores de Beroa siguen en huelga para exigir el cambio de su categoría profesional

6 junio, 2019

Beroa atienda a personas incapacitadas judicialmente

Los integradores de la Fundación Tutelar Beroa siguen en huelga indefinida para pedir el reconocimiento de su categoría profesional. La Diputación considera monitores a estos trabajadores, un rango menor que el que realmente ejercen: trabajan como integradores para la tutela de personas con enfermedad mental. Beroa es una fundación que tutela a personas incapacitadas judicialmente. Pese a ser una fundación externa, Beroa actúa como un servicio directo del Instituto Foral de Bienestar Social.

Los trabajadores lamentan que la "Diputación niega sistemáticamente el reconocimiento del componente educativo de este personal". Y recuerdan que el Consejo de Relaciones Laborales del Gobierno Vasco ya medió al respecto en 2016. E insisten en que la categoría que les corresponde es el de auxiliares educativos, y no la de monitores, según las tareas encomendadas.

Es decir: están realizando labores que no les corresponden según su categoría profesional. La huelga indefinida se mantiene desde el 15 de marzo. El 16 de mayo se celebró un acto de conciliación previo y el juicio tendrá lugar el 28 de junio. Además aseguran que en otros convenios con instituciones la Diputación sí obliga a que sean educadores o integradores quienes realicen estas labores "para una atención digna de los usuarios".