Las obras de la carretera a Zambrana avanzan con los nuevos puentes

20 septiembre, 2018

La reforma de la N124 permitirá eliminar el cruce de Berantevilla a comienzos de 2019

Las obras de la N124 siguen adelante y está previsto que en el primer trimestre se eliminen por fin los dos cruces más peligrosos de esta carretera: la conexión de Berantevilla con Lacorzanilla y el acceso a la AP68 y Miranda de Ebro.

La conexión entre Berantevilla y la N-124 se realizará mediante una nueva variante al sur del núcleo urbano, de 3,6 kilómetros de longitud, que se unirá al nuevo puente que dará acceso seguro también a Zambrana, el polígono de Lacorzanilla, Miranda de Ebro y la AP68. Cerca de 200 personas y decenas de vehículos (camiones, estabilizadores, apisonadoras, etc.) trabajan en estos momentos en una obra de 20 millones de euros.

Las obras siguen avanzando: están finalizados ya los movimientos de tierras y aplanamientos, los nuevos puentes sobre el río Ayuda, la estructura del enlace a desnivel que dará acceso desde la N-124 a la AP-68 y Berantevilla, y los pasos superiores e inferiores de la variante de esta localidad. También se ha asfaltado ya el nuevo vial de acceso al polígono industrial de Lacorzanilla desde la N-124.

El proyecto de mejora y acondicionamiento de la N-124 abarca los tres kilómetros que separan el puente sobre el río Ayuda (PK 28.000) y la entrada de Zambrana (PK 30.990). El nuevo tramo conlleva la construcción de varios puentes sobre este curso de agua, la duplicación de la calzada en cerca de 2,5 kilómetros y nuevos carriles de aceleración y deceleración que permitirán a los conductores abandonar e incorporarse a la N-124 con seguridad.

 

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad