FCC deberá pagar la antigüedad y el absentismo en la contrata de limpieza

29 enero, 2018

La UTE deberá asumir costes por valor de 1.700.000 euros o romper el contrato

El Ayuntamiento ha anunciado que será la UTE FCC-GMSM quien deba asumir los costes de las antigüedades medias, las primas de jubilación y el absentismo laboral. Por lo tanto, las empresas de limpieza añadirán a sus costes habituales aproximadamente 1.700.000 euros si permanecen con su labor y no deciden romper el contrato. Si no pudieran asumir esta cantidad entonces deberán cumplir con el servicio hasta que el gobierno encuentre otra empresa con la que firmar un nuevo contrato.

conflicto limpieza vitoria fcc

Esta resolución, "muy positiva" para el gobierno, la ha decidido la Comisión Jurídica Asesora del País Vasco. Como FCC y el Ayuntamiento eran incapaces de llegar a un acuerdo sobre esta cuestión, decidieron acudir a un organismo arbitrario que dictaminara quién debía hacerse cargo de estos costes. El alcalde remitió el expediente a la comisión jurídica el 13 de diciembre, y el 18 de enero estos anunciaron el dictamen.

La Comisión considera que la interpretación del Ayuntamiento era la correcta, y que los incrementos por antigüedades medias, primas de jubilación y sobre todo, absentismo laboral son competencia de la UTE. Ahora las empresas decidirán si quieren seguir con el contrato en las próximas semanas.

Si FCC decide cancelar el contrato deberá seguir con el servicio hasta encontrar otra empresa

El Ayuntamiento ha declarado que está "muy satisfecho" con el trabajo efectuado por la empresa, que tiene un nivel de ejecución del 95%. Si FCC decide cancelar el contrato no recibirá indemnización por parte del Ayuntamiento.  También ha añadido que los servicios de limpieza "en ningún caso" serán llevados por el ente público.

Los conflictos entre la UTE y la casa consistorial vienen de meses atrás. Los trabajadores de la entidad se plantearon una huelga de limpieza debido a las promesas incumplidas por parte de esta, en torno a los derechos y a la situación salarial. Cinco trabajadores fueron despedidos y readmitidos posteriormente en agosto, Incluso se planteó la rescisión de su contrato el pasado mayo.