El PSE acusa al PNV de "xenofobia" por rechazar el centro de refugiados

19 enero, 2023

Solo el PSE aprueba este centro, pero los socialistas centran sus acusaciones en su socio de Gobierno

Nuevo rifirrafe entre el PSE y el PNV. Los socios de Gobierno en Vitoria-Gasteiz, Álava y Euskadi vuelven a discutir en público, en este caso sobre el centro de acogida de refugiados previsto por el Gobierno de España en la antigua Clínica Arana.

El PSE ha acusado de electoralismo al PNV por oponerse al centro de acogida de refugiados previsto en Arana. Un centro al que, primero, se opuso el alcalde de Vitoria-Gasteiz, Gorka Urtaran. Posteriormente, el portavoz del Gobierno Vasco, Bingen Zupiria. Y finalmente, la consejera de Igualdad, Justicia y Asuntos Sociales y candidata a la alcaldía de Vitoria-Gasteiz, Beatriz Artolazabal.

Después de que el PNV intentara centrar el debate en un problema competencial con el Gobierno de Pedro Sánchez, el Secretario General del PSE, Eneko Andueza, asegura que el posicionamiento del PNV es "claramente electoralista".

El líder socialista asegura que el PNV está "nervioso ante las encuestas que otorgan la victoria al Partido Socialista" en Vitoria-Gasteiz. Algo que en las encuestas publicadas hasta la fecha no ha sucedido, aunque algunas sí que auguran un empate técnico, incluso con EH Bildu.

Además, Andueza asegura que el PNV ha recurrido a "discursos xenófobos, propios de la rancia derecha y la ultraderecha".

Ataques a Artolazabal

Artolazabal aseguró este miércoles que “nuestro modelo apuesta por la integración social, huyendo de macrocentros que pueden propiciar la guetización”. Unas palabras que no han gustado al PSE.

Tras estas declaraciones, el PSE ha centrado su discurso en la candidata. Así, Andueza le ha acusado de ser la responsable de ese discurso "xenófobo" y "peligroso". También ha recordado que "tanto el Lehendakari como la consejera tenían conocimiento de este proyecto desde hace meses".

Sin embargo, remarca que rechazan el proyecto, "casualmente" a las puertas de las elecciones. De hecho, este proyecto aparecía en los presupuestos generales del Estado que PNV apoyó.

Por su parte, el delegado del Gobierno, Denis Itxaso ha asegurado que "no hay que usar este debate como munición electoral ni mezclarlo con el proceso de transferencia de competencias".

Principal tema electoral

De esta manera, este centro de refugiados se ha convertido, en pocos días, en el mayor debate en Vitoria-Gasteiz. Un debate que nace a escasos 4 meses para las elecciones municipales, pero que, sin embargo, no se decide en el ámbito municipal.

De hecho, tanto Artolazabal como Urtaran denunciaron que el PSOE había tomado una decisión "unilateral" en Madrid. Sin embargo, ni Ayuntamiento ni Gobierno Vasco pueden hacer nada más que opinar al respecto, ya que se trata de un edificio y competencia estatal.

Mientras tanto, la candidata del PSE, Maider Etxebarria, está en Fitur y no se ha pronunciado al respecto. Así, el PSE le mantiene al margen del debate. Algo que el PNV también ha hecho con su candidata. Beatriz Artolazabal rehúye por ahora contestar a cualquier tema relacionado con Vitoria-Gasteiz.

La candidata se ha posicionado a esta cuestión por ser de su competencia actual en el Gobierno Vasco. Sin embargo, no ha dicho aún nada de otros temas clave como la llegada de amianto a Gardelegi o sobre el tranvía a Zabalgana.

Las acusaciones entre PNV y PSE polarizan este debate en los dos partidos que gobiernan en las principales instituciones: Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, Diputación Foral de Álava y Gobierno Vasco.

No es la primera vez que sucede. Y es que ya han tenido otros encontronazos públicos como el de la Agencia Espacial. Debates que, en todo caso, no parece que vayan a romper ninguno de los acuerdos de Gobierno, y con los que intentan dejar fuera del debate a otros partidos para sacar rédito electoral.

Vitero y Domaica, también en contra

Otros partidos también se han opuesto. A los grupos municipales de EH Bildu y Partido Popular tampoco les gusta este centro. Ambos han centrado sus críticas en PNV y PSE.

EH Bildu asegura que ha recibido "con sorpresa" la noticia. "A la espera de recibir y analizar toda la documentación asociada al proyecto, resulta llamativa la falta de explicaciones públicas previas por parte del PSE, promotor del proyecto, y del PNV, que ya ha admitido conocer desde hace meses las intenciones del Gobierno del estado", ha afirmado Rocío Vitero.

EH Bildu considera que "existe una crisis migratoria, y está de acuerdo en que los municipios deben dotarse de recursos que faciliten una primera acogida". Sin embargo, la formación considera que el modelo basado en "macrocentros" (término que también ha usado Artolazabal y que no gusta al PSE), "como sucede con las macroresidencias, no es el adecuado para dar una mejor atención y ayuda".

Por su parte, el PP ha pedido a PNV y PSE que "frenen" el proyecto del centro de acogida. Su portavoz en el Ayuntamiento, Ainhoa Domaica, asegura que su partido reclamará explicaciones "para saber por qué el Gobierno de Sánchez ha elegido Vitoria para ubicar aquí este Centro de Acogida".

También quieren saber, aseguran, "por qué lo ha gestionado con este oscurantismo y por qué tanto el PNV como el PSOE lo han ocultado desde el verano".

Por su parte, Elkarrekin se ha pronunciado a través de su portavoz en el Parlamento Vasco, Miren Gorrotxategi: “Creemos que este es un asunto humanitario de primer orden y tiene la suficiente relevancia como para no estar haciendo politiqueo y cruzándose acusaciones”, ha asegurado.