Dos parejas se agreden mutuamente tras sendas discusiones

2 abril, 2024

La primera de las peleas fue en el barrio de Mendizorrotza y la segunda se produjo en Lakua-Arriaga

Dos discusiones de pareja terminaron con agresiones mutuas y la detención de dos hombres y dos mujeres. Ellos acusados en el ámbito de la violencia de género, y ellas, en el de la violencia doméstica.

La primera pelea se produjo el domingo, sobre las 16 horas, en el barrio de Mendizorrotza. Una llamada al 092 pedía presencia policial en una vivienda. Allí, un hombre de 56 años aseguraba que su pareja le había agredido.

Tras acudir los agentes al lugar, se entrevistaron por separado con ambas partes. Al parecer, una discusión había sido el detonante. Ambos se habían agredido, lucían marcas de las lesiones, y también habían ocasionado daños en el domicilio.

Ante esta situación, los policías municipales detuvieron tanto al hombre como a la mujer, de 35 años.

La llamada del taxista

El segundo suceso, de similares características, tuvo lugar un día después, el lunes a mediodía. En este caso, en el barrio de Lakua-Arriaga. En este caso, fue un taxista el que contactó con una patrulla que realizaba labores de seguridad ciudadana. Les informó de que trasladaba a una mujer de 33 años que indicaba que había sido agredida por su pareja.

Sin embargo, cuando los agentes intentaron hablar con ella, rechazó cualquier ayuda y quiso seguir viaje hasta la estación de autobuses. La patrulla también fue allí y la localizó. Escuchó su versión y descubrieron dónde vivía su pareja, de 65 años.

Al llegar al domicilio, hablaron con el hombre para aclarar lo sucedido. Y este les indicó que ambos habían discutido, y que la mujer también le había agredido. Ante tales declaraciones, y tras ver las marcas que ambos presentaban, Policía Local detuvo a la pareja. Previamente, les trasladaron a centros hospitalarios para que les atendieran de sus lesiones.

Detenido por violencia de género

También el mismo lunes, pero de madrugada, se produjo otro caso de violencia de género. En este caso, a las 05:30 de la mañana, cuando una llamada a la central de coordinación solicitó una patrulla en la calle Enrique Eguren. Informaban de que parecía que había una pelea, pero no había más información.

Cuando la patrulla llegó al lugar, una mujer, acompañada de un varón, les explicó lo ocurrido. Ambos, según el parte policial, estaban "muy alterados" y señalaron que habían tenido problemas con la expareja de la mujer, un hombre de 44 años, que también estaba allí.

Al parecer, poco antes, cuando iban hacia el vehículo de su pareja actual, la anterior trató de evitar que la mujer abandonara el lugar. Para ello, golpeó de forma "violenta e insistente" la ventanilla del turismo.

Hasta dos personas, conocidas de ambos, trataron de interponerse para evitar que continuara molestando, pero sin éxito.

Tras conocer lo ocurrido, los agentes detuvieron al hombre por un delito de violencia de género. Lo trasladaron al hospital y, durante su estancia allí, arremetió contra la agente que lo custodiaba. Por lo que añadieron el cargo de atentado a agentes de la autoridad.