Advertisement
Advertisement

Radio Vitoria, una emisora fundada por un cirujano, cumple hoy 80 años

30 septiembre, 2014

La emisora fue propiedad desde 1947 y hasta los años 80 de la Caja de Ahorros

El 30 de septiembre de 1934 comenzaban las emisiones de la emisora EAJ-62, la primera radio en Álava. El doctor y cirujano Hernández Peña fue el encargado de alumbrar Radio Vitoria. Una emisora que, en sus orígenes, tenía sus estudios en la Calle Prudencio María Verástegui, un edificio que aún se mantiene en pie hoy en día. Fue el inicio de una historia que va camino de los 80 años, en los que la emisora, perteneciente desde 1981 a EITB, ha sido siempre la referencia radiofónica de la provincia.

Según relata Jose María Sedano en el libro publicado en 1984 ’50 años en las Ondas’, durante sus primeros años «se desarrolló una acción radiofónica de tipo elemental, con predominio de la publicidad». Entonces cada día de la semana se dedicaba en la radio a una temática concreta: Así, los lunes era el día del deporte, caza, pesca y toros. El martes se destinaba a la cultura, el miércoles era para la agricultura, mientras que el jueves se hacía la radio para los más pequeños. Los fines de semana eran para la música y los radioescuchas. Y, dos veces al mes, los más pequeños tenían un programa especial en el Teatro Principal.

En 1947, cuando Radio Vitoria ya se había asentado entre los vitorianos, el Doctor Hernández Peña vendió la emisora a la Caja de Ahorros Municipal de Vitoria. Desde este momento la programación empezó a cambiar y se estrenan diversos programas. De esta época son el deportivo Tribuna, la emisión femenina Ráfagas, el Radio Teatro, la revista Canciller Ayala, el semanario Chavales, Variedades Radiofónicas o La esfera y la cruz.

En paralelo a este cambio de programación se produjo un traslado en los estudios:  En 1950 la emisora pasó a ubicarse en la Calle Olaguibel 4. Se traba de un estudio recargado y pomposo, propiedad de la Caja. Unos estudios a los que se accedía a través de un vestíbulo con unas pinturas de Carlos Sáenz de Tejada que evocaban a la cultura, la agricultura y la industria mientras en el techo se podía ver la imagen de la Patrona de Álava.

Gasteiz y Fiesta Vasca

En 1955 surge el semanario Gasteiz, padre de la mítica revista que cada año salía antes de fiestas. Durante 13 años este programa, conducido por José María Sedano, se constituyó en un cajón de sastre, en el que había infinidad de secciones de todo tipo y en el que participaban absolutamente todos los miembros de la emisora. Incluso los ordenanzas y los técnicos, según recuerda José María Sedano. El programa contaba con secciones como la Ventanilla de Reclamaciones y llegó a recibir un Celedón de Oro.

José María Sedano también presentó durante 28 años el programa Fiesta Vasca-Euskal Jaia. Un magazine de media hora (posteriormente se amplió hasta los 60 minutos) presente todos los domingos desde 1964 hasta su jubilación en 1992. Se trataba de un programa de música íntegramente en Euskera que cosechó un notable éxito.

Otro de los programas queridos por los oyentes fue el Club de Amigos, fundado por Judith Cobo y Javier Cameno. El programa, que fue variando su formato y sus presentadores a lo largo de los años (Txaro Idokiliz realizó durante los años 90 su presentación y dirección), desapareció definitivamente de la parrilla la temporada pasada. Eso sí, en los últimos años apenas había llamadas en directo. Porque Club de Amigos era un programa de canciones dedicadas y de comentarios jocosos, que llegó a tener más de 5.000 abonados. Oyentes que además contaban con ciertas ventajas en excursiones, descuentos, viajes siguiendo al Glorioso o esquelas para sus allegados.

Javier Cameno, que estuvo en la emisora entre 1966 y 1979, recuerda Radio Vitoria como «una radio muy cercana y toda la gente oía Radio Vitoria para enterarse de lo que pasaba». Entonces los medios de comunicación eran muy reducidos. De hecho Javier Cameno recuerda cómo, cuando él era pequeño, en su casa sus padres «ponían la radio para escuchar las esquelas. Entonces Vitoria era una familia y siempre se conocía a alguien». Junto a Cameno y Sedano, Judith Cobo, Angelines Cobas (conductora del programa de la mañana) o Jose Mari Frutos eran las principales voces en los 60 y los 70.

Información

En aquella época Radio Vitoria también tenía lugar para la información. Eso sí, era una época en la que se imponía la censura. Las emisoras tenían que conectar a las 14:30 y a las 22:00 con Radio Nacional para dar las noticias nacionales. Antes, a las 15:00 y a las 21:30 era el turno de la información local.

Eso sí, información que debía pasar el visto bueno de la Delegación de Información: «Teníamos que llevar todo una hora antes ante la delegación de información ubicada en la Calle Dato. Y lo mismo con los discos; cuando recibíamos el visado lo podíamos emitir». ¿Y si había una noticia de última hora? «Se quedaba para el siguiente informativo, porque para ese no valía», recuerda José María Sedano.

El informativo de tarde arrancaba a las tres, bajo el nombre Tertulia de Sobremesa y por las noches era el momento de La Actualidad al Micrófono, con una sintonía muy pegadiza: La Máquina de Escribir. Javier Cameno recuerda, sin embargo, lo complicado que era llenar el informativo, porque apenas ocurrían cosas en Vitoria por aquel entonces: «Desde que llega la política cambia radicalmente la información y eso que, en aquel entonces, también veníamos al Ayuntamiento todos los días, y nos tomábamos un pote con el alcalde».  Eso sí, «todos los días había tres visitas obligadas: al cuarto de socorro, a Comisaría y al Ayuntamiento». Hoy en día muchas de estas informaciones se cubren por teléfono o por mail.

Anteriormente, en 1954 y hasta la venta al Gobierno Vasco, Radio Vitoria se incorpora como emisora asociada a la SER. Además de las conexiones informativas, que permitieron ampliar la emisión hasta la madrugada, se emitieron a través de Radio Vitoria radionovelas míticas como Matile, Perico y Periquín. Emisiones que llegaban a diario vía correo hasta la emisora de Olaguibel.

En los 50, 60 y 70 Radio Vitoria también era la emisora encargada de trasladar la fiesta y el deporte a los vitorianos. Javier Cameno fue el encargado de realizar las primeras retransmisiones en Álava del Deportivo Alavés y del Baskonia. Por cierto, retransmisiones las de fútbol que se realizaban desde la mítica torreta de Radio Vitoria. Cameno recuerda con orgullo cómo Matías Prats le aseguró que esa torreta (ubicada sobre la grada General) era «el mejor sitio para radiar del Mundo; estaba ubicada en medio del campo y con todo el campo en tu mano». En aquella época las retransmisiones eran muy diferentes: «No se estilaba el comentarista y eras tú quien tenías que narrar todo el partido».

En 1980 se produjo el traslado de la emisora hasta el Pasaje Postas. Allí permaneció durante dos décadas. Además, en 1981 se produjo la venta de la emisora al Gobierno Vasco y desde entonces Radio Vitoria fue el germen de Eusko Irratia. La plantilla se amplió mediante un proceso de oposiciones y la emisora comenzó a formar lo que hoy conocemos, con una marcada señal local y con la separación de la SER y su unión al grupo EITB.

En estos años surgen programas como Maritxu Berritsu, dedicado a los niños en el horario de la merienda o Triple de Oro (presentado por jugadores del Baskonia como Pablo Laso o Ramón Rivas). Todos ellos se conservan en la memoria de los oyentes vitorianos. En los años 2000 desaparece Club de Amigos, y surgen otros programas como El Madrugador, además de consolidarse la apuesta deportiva de la emisora con programas como Supercanasta. En los últimos meses la emisora vive una cierta incertidumbre con la última oposición, cuyos resultados se conocerán en breve, y con la que se relevarán algunas voces ya míticas de la emisora.

Imágenes del libro ‘Radio Vitoria: 50 años en las ondas’. Estudios de Prudencio María Verástegui y de la Calle Olaguibel. Imagen del fundador Hernández Peña y torreta de Radio Vitoria

10 comentarios. ¿Quieres agregar algo?:

  1. Javier dice:

    El artículo es malo, malo, y peor que malo. Para escribir de historia, hay que conocerla y no reescribirla. Hay que saber.

  2. Rosa dice:

    me parece muy triste que no se mencione a Don Vidal Maruri cuando fue su primer locutor y estubo activo hasta su muerte.
    mucho antes que todos los que aparecen estaba el y fue durante muchos años el alma de Radio Vitoria doy fe de ello porque lo vivi en directo porque era mi padre

  3. Blanca dice:

    Gravísimo me parece que no mencioneis a la mejor voz de todos los tiempos, la de Jesús Escaño. Un grande de la radio que además escribió dos libros, uno sobre el Carnaval vitoriano y otro titulado Gigantes y Cabezudos, en relación a las fiestas de Vitoria. Hubo muchos grandes y, sin embargo, mencioneis a quienes os interesa.

  4. Fermin dice:

    Tambien olvidais a D.Vidal Sanz y sus esquelas que terminaban con un: no se reparten esquelas ni se recibe pan. O la familia no recibe.. o el anuncio del accidente del avion del Manchester Unitait. O sus anuncios cantados por el mismo.

  5. Txema Pérez dice:

    Vergonzoso. Seguís sin alterar esta manipulación de la historia de Radio Vitoria

  6. Txema Pérez dice:

    Y qué decir de José Luís Lafuente,José García del Diestro,Esperanza Matauco, o los imprescindibles técnicos Lebrancon (padre, hijo y nieto)o Garrido. O Josemari el ordenanza. Vidal Maruri, Atanasio García…y otros que iremos recordando. Sin embargo…

  7. Txema Pérez dice:

    Y qué decir de la falta de referencia a Carlos Pérez Echevarría, primer jefe de Programación y Director de la Emisora. Verdadero artífice de su relevancia en Vitoria durante muchos años. Pero no mencionar a estas y otras perssonas no es un simple olvido.

  8. Roberto García dice:

    Y qué decir de Mari del Val dando las noticias de la noche…

  9. Fernando dice:

    Creo que en este artículo falta mencionar una de las también voces importantes durante muchos años, de las mañanas de Radio Vitoria, la de Jesús Escaño.

  10. Fernando dice:

    Considero un grave error que se haya omitido a una de las tambien voces importantes de las mañanas de Radio Vitoria durante muchos años, como era Jesús Escaño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad