El Baskonia sigue recuperando las buenas sensaciones

30 noviembre, 2014

Un buen Laboral Kutxa repitió la imagen del jueves y con un gran partido de Causeur y San Emeterio doblegó al Iberostar Tenerife para sumar una victoria capital en la carrera por la Copa Laboral Kutxa afrontaba el partido contra un equipo que se está asentando en la Liga Endesa a pasos agigantados y que […]

Un buen Laboral Kutxa repitió la imagen del jueves y con un gran partido de Causeur y San Emeterio doblegó al Iberostar Tenerife para sumar una victoria capital en la carrera por la Copa

Laboral Kutxa afrontaba el partido contra un equipo que se está asentando en la Liga Endesa a pasos agigantados y que esta temporada se estaba comportando con mucho solidez y equilibrio en su juego.

Iberostar Tenerife comenzó mandando (3-7) gracias a su mayor intensidad defensiva en un partido que arrancaba con alto ritmo. Ibon Navarro está logrando recuperar a Causeur y la presencia de Begic en cancha otorga mucha embergadura que ayuda en la faceta defensiva. Poco a poco el equipo logró secar al rival, voltear el marcador y empezar a mandar sintiéndose cada vez más cómodo sobre el parqué (18-15, min10). Las rotaciones del entrenador baskonista funcionaban y el equipo mantenía la senda del jueves alcanzando la decena de ventaja tras un triple de un San Emeterio enchufado (30-20) que anotaba con suma facilidad para dar respuesta a la intentona canaria por remontar (38-27, min17). En unos minutos finales plagados de imprecisión Iberostar Tenerife logró reducir algo la diferencia para marcharse al vestuario a ocho puntos (41-33).

Los visitantes salieron con ganas de meterse en el partido de lleno y las defensas ajustaron clavijas (3-4 de parcial en más de tres minutos). Los ataques vitorianos eran más trabados que en el primer tiempo y costaba un mundo superar las trampas locales mientras la diferencia se movía en diferencias de entre tres y seis puntos hasta que una canasta de Uriz al contrataque ponía el partido en un suspiro (51-49, min27). San Emeterio y, sobre todo, Causeur (en su mejor versión de largo con la elástica baskonista) asumían galones para aguantar el tirón y mantener al equipo por encima (57-52; 61-53).

En el arranque del último periodo, Tenerife volvió a rehacerse y apretar el electrónico pero la aparición oportuna de Vujacic con dos triples aportó la dosis necesaria de tranquilidad para afrontar la recta final. Pese a todo, los isleños se agarraban el partido en unos instantes plagados de talento y emoción (75-71, min35) con un intercambio voraz de canastas importantes. El acierto exterior de Laboral Kutxa castigaba la voluntad visitante y el partido se ponía muy de cara (81-71, min38) que terminó enterrando el encuentro Heurtel desde el triple (84-74).

Segunda victoria consecutiva de un Baskonia donde Ibon Navarro parece estar dando, poco a poco, con la tecla además de metiendo en dinámica a la totalidad de la plantilla.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad