El Parlamento estudia la ley que restringe el consumo de tabaco y de alcohol

| 16 marzo, 2015

Comienza el periodo de enmiendas a la Ley Vasca de Adicciones. Un proyecto que prohíbe fumar en las sociedades gastronómicas y en los campos de fútbol. Con la comparecencia de la directora de Salud Pública y Adicciones del Gobierno Vasco, Miren Dorronsoro, se ha puesto en marcha esta mañana el proceso que desembocará en la […]

tabacoComienza el periodo de enmiendas a la Ley Vasca de Adicciones. Un proyecto que prohíbe fumar en las sociedades gastronómicas y en los campos de fútbol.

Con la comparecencia de la directora de Salud Pública y Adicciones del Gobierno Vasco, Miren Dorronsoro, se ha puesto en marcha esta mañana el proceso que desembocará en la creación de la ponencia parlamentaria en torno al Proyecto de Ley sobre Adicciones impulsado por el Departamento de Salud y aprobado por el Gobierno Vasco en diciembre de 2014.

Con esta normativa se prohíbe por primera vez el consumo de alcohol por parte de menores. No se permite la venta o suministro de bebidas alcohólicas. Tampoco su venta en establecimientos comerciales no destinados a su consumo inmediato, entre las 22 y las 7 horas, ni la entrada y permanencia de personas menores de 16 años en establecimientos públicos cerrados que sirvan bebidas alcohólicas, salvo que vayan acompañados de sus madres, padres o personas responsables.

Se añade la referencia a la prohibición de fumar en lugares accesibles al público en general o lugares de uso colectivo, con independencia de su titularidad pública o privada, aclarando así que la prohibición de fumar se extiende también a las sociedades gastronómicas. Una prohibición que llega cuando actualmente en muchos locales no se cumple la actual ley que impide fumar en bares.

Se prohíbe fumar en las instalaciones deportivas incluidas las zonas anejas cerradas, semicerradas y al aire libre.

  • Cigarrillo electrónico

Otra de las novedades del texto propuesto por el Gobierno Vasco es la equiparación total del cigarrillo electrónico a la regulación del tabaco, por lo que estará sujeto a las mismas restricciones.

Resulta igualmente novedoso el reconocimiento expreso de los clubes de cannabis, como entidades legalmente registradas, sin ánimo de lucro y constituidas por mayores de edad para cultivar y consumir cannabis, aunque su regulación se deja para un desarrollo legislativo paralelo.

La normativa recoge también un capítulo específico para las llamadas adicciones “comportamentales”, relacionadas con el juego y las tecnologías digitales, ámbitos en los que hace hincapié en medidas de concienciación y sensibilización.

Asimismo se adaptan las cuantías de las sanciones a la verdadera gravedad de la infracción (multas de hasta 600 euros por infracciones leves; hasta 10.000 euros en las graves; y de hasta 600.000 euros en las muy graves).


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad