Empujón anímico con la victoria del Baskonia

17 noviembre, 2013

El Laboral Kutxa supo reponerse a todos los problemas y el largo viaje europeo para ganar a Unicaja por 82-75 y coger importante moral. La puesta en escena, dadas las circunstancias y el rival, fue muy positiva. Conectando bien con Pleiss en la bombilla y defendiendo correctamente el Laboral Kutxa comenzaba con buenas sensaciones. El […]

El Laboral Kutxa supo reponerse a todos los problemas y el largo viaje europeo para ganar a Unicaja por 82-75 y coger importante moral.

La puesta en escena, dadas las circunstancias y el rival, fue muy positiva. Conectando bien con Pleiss en la bombilla y defendiendo correctamente el Laboral Kutxa comenzaba con buenas sensaciones. El Unicaja se aprovechaba de la calidad de Caner-Medley y algunos errores prescindibles del Baskonia para mantenerse en accesibles 4-5 puntos de desventaja. El balance del primer cuarto resultaba positivo tanto en resultado como en sensaciones y los de Scariolo terminaban mandando por 19-15.

El conjunto andaluz, con bastante más fondo de armario que el actual Laboral Kutxa, movía piezas buscando dar con la tecla y la entrada de Fran Vázquez resulto fundamental. Los malagueños cerraron su zona con el gallego punteando y modificando muchos tiros baskonistas y el ritmo cambió. Los de Joan Plaza con Dragic y Vidal corrían tras rebote defensivo lograron un parcial de 0-8 dando la vuelta al electrónico mientras los arbitros castigaban con mucho rigor cualquier movimiento irregular de los jugadores vitorianos. Scariolo recurrió a una zona y el partido creció en intensidad con el público enfadado por el distinto rasero del trío arbitral. El coraje de Diop y Bjelica dio oxígeno al equipo consiguiendo incomodar a Unicaja e igualar fuerzas al descanso (35-35).

La reanudación resultó bonita para el espectador con buenas acciones ofensivas en ambas zonas y un parcial de 15-13 en cinco minutos con mucho acierto exterior en los dos equipos. El partido transcurría a toda pastilla sin romper la igualdad en ningún momento (50-50, 55-55). San Emeterio tiraba del carro en ataque protagonizando un gran cuarto y permitiendo al Baskonia encarar los últimos diez minutos con 60-59.

Equipo y público salieron enchufados para encarar el cuarto definitivo y dos grandes defensas, acompañadas de cinco puntos logrados en transiciones ofensivas permitieron marcharse al 65-59 pero toda la fluidez del tercer cuarto había desaparecido para dar paso a unos minutos de dureza. Un entonado Hodge veía aro desde fuera y permitía seguir por encima en el marcador acompañado por el empuje de Milko Bjelica. Un triple de Vidal devolvía la igualdad (70-70, min.37) pero Baskonia supo responder. Cuatro puntos consecutivos de Pleiss y una afortunada acción de Heurtel sumando un triple pusieron un 77-70 que sabía a victoria con tan sólo un minuto por jugarse. El reciente precedente de Kuban y un rápido triple de Toolson hicieron despertar los fantasmas pero el equipo supo jugar los últimos instantes y terminar ganando por 82-75.

Victoria muy importante para el equipo a nivel moral y clasificatorio. Superar todos los problemas y ser capaz de ganar a un equipo como Unicaja demuestra que el equipo tiene ganas y baloncesto para intentar crecer. A ver si es posible tener una semana sin malas noticias.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad