Advertisement
Advertisement

Epsilon e Hiriko: Dos fracasos construidos con el dinero de todos

6 julio, 2014

Que Epsilon e Hiriko son los grandes fracasos de la innovación en Álava queda claro. Pero ahora ambos proyectos están en la fase de depuración de responsabilidades políticas, en la Comisión de Investigación del Parlamento Vasco. El presidente de la Comisión de investigación ha presentado este viernes sus conclusiones donde asegura que sí hay responsabilidades políticas en […]

hirikoQue Epsilon e Hiriko son los grandes fracasos de la innovación en Álava queda claro. Pero ahora ambos proyectos están en la fase de depuración de responsabilidades políticas, en la Comisión de Investigación del Parlamento Vasco.

El presidente de la Comisión de investigación ha presentado este viernes sus conclusiones donde asegura que sí hay responsabilidades políticas en ambos casos. Y señala entre otros a la Consejera Arantza Tapia y a quienes concedieron avales y privilegios para Épsilon. Carmelo Barrio ha presentado estas conclusiones que parece difícil que acepten PSE y PNV. En las conclusiones también se hace referencia a que el fracaso estuvo basado en la total dependencia de las Ayudas Públicas y la falta de financiación privada. Ayudas que deberían haber sido un puntal en la financiación del proyecto, pero que acabaron siendo la base sobre la que se asentaba.

 60 millones de euros públicos

Epsilon entró en concurso de acreedores tras pasar diversos problemas, pero después de haber recibido casi 40 millones de euros en subvenciones (16 millones del Estado, que ahora reclama la devolución de las ayudas). Las instituciones son dueñas de unas instalaciones con un enorme valor. En ellas se encuentra el Tunel de Viento más grande de Europa.  Mientras tanto en el Palacio de Justicia hay abiertas ahora mismo tres causas contra este proyecto: dos penales y una mercantil.

Hiriko sufrió un sueño similar. Después de que los empresarios gastaran millones de euros de dinero público sin apenas poner ellos de su bolsillo, ahora Hiriko está a punto de perder incluso las patentes. Hiriko recibió 17,5 millones de euros en subvenciones procedentes de diversas administraciones. Esta cantidad es muy superior a la que habrían puesto los inversores que, según algunas informaciones, no habría llegado ni a los 4 millones de euros en créditos. Lo peor es además los sueldos y ‘autoalquileres’ que se pusieron los responsables de la operación, y que investiga el Fiscal de Álava.

Desinterés de PSE y PNV

La comisión de Investigación  se ha topado a lo largo de los meses con cierto desinterés por parte del PSE y, sobre todo, del PNV. El proyecto de Hiriko estuvo impulsado desde el inicio por empresarios muy cercanos al PNV, mientras que Epsilon también estuvo fuertemente apoyado por el PNV desde el Gobierno Vasco, incluso con avales públicos. Ambos proyectos vivieron durante muchos años de las subvenciones públicas. Subvenciones en algunos casos a fondo perdido, aunque ahora el Gobierno Central quiere que, al menos en parte, sean devueltas.Esta misma semana EH Bildu presentó una denuncia ante la fiscalía para investigar si puede haber alzamiento de bienes en el caso de que Afypaida, la firma que preside Jesús Echave e impulsó Hiriko, renuncie a recuperar sus patentes del coche eléctrico.

Dos de las tres patentes de Hiriko ya han quedado libres por impago de las tasas y anualidades, pero Afypaida tiene de plazo hasta el próximo día 20 para presentar el recurso que le permitiría recuperar sus derechos sobre la primera de ellas (el plazo para la segunda patente acabará el día 27 y para la tercera, en noviembre). Sin embargo, si deja correr los plazos y no recurre, el delito de alzamiento de bienes podría ser efectivo por dejar gratis sus activos y permitir la pérdida de valor patrimonial de la empresa. Las patentes de Hiriko han costado 16 millones de euros de las arcas públicas, por lo que Urruzuno y López de Munain alertan del "riesgo evidente de que empresarios del entorno del PNV se apropien ahora de ellas sin pagar ni un solo euro para llevarse los beneficios de un proyecto impulsado al 100% con dinero público".

epsilonEl Ministerio de Industria ya ha reclamado a Hiriko la devolución de las subvenciones que recibió de Madrid, una actitud que, denuncian, contrasta con la del Gobierno vasco, de "absoluta dejación y falta de control" de las ayudas a un proyecto que ha sido, aseguran, "un robo a toda la ciudadanía".

PNV y PSE han rechazado recientemente que la Consejera Arantza Tapia comparezca en el Parlamento Vasco para explicar por qué no reclama a Hiriko que cumpla sus funciones: "Al PNV y al PSE no les interesa lo que ha pasado en Hiriko, ni el posible alzamiento de bienes, ni las facturas falsas, ni los préstamos ilegales entre empresas, ni los cobros por adelantado. Posiblemente, ya tienen pactadas las conclusiones de la comisión de investigación porque no quieren la verdad, sino cerrar este asunto cuanto antes y que la verdad no aflore". En realidad EH Bildu y UPyD han sido los partidos más beligerantes contra esta situación, y quienes han intentado desde el primer momento exigir respnsabilidades.