El Gobierno Vasco asume el soterramiento del ferrocarril en Vitoria: ¿qué implica?

3 diciembre, 2021

El Gobierno Vasco asume la gestión del soterramiento del ferrocarril en Vitoria-Gasteiz, con el proyecto entre Ariznabarra y Bulevar de Salburua

El Gobierno Vasco licitará la obra civil del soterramiento del ferrocarril en Vitoria-Gasteiz y del nudo de Arkaute. La negociación presupuestaria del PNV con el Gobierno central ha llevado a este “acuerdo histórico”, ya solicitado en febrero de 2020, antes de la pandemia. "Es un proyecto que lleva bastantes años de retraso: es una noticia buena y necesaria", ha asegurado el alcalde Gorka Urtaran.

soterramiento-ferrocarril-estacion-vitoria

La gestión será a través de una “encomienda de gestión”. La encomienda de gestión hace referencia únicamente a la obra civil en Arkaute y en el tramo de Vitoria-Gasteiz. Esta fórmula ya fue utilizada por el tramo de Gipuzkoa, y supone que es el Gobierno Vasco quien licita los proyectos, aunque el Gobierno Central paga una parte vía cupo. “Esto permite acelerar las obras, pero evidentemente no voy a dar fechas”, ha asegurado hoy el diputado del PNV Aitor Esteban.

Con este acuerdo el proyecto y los trámites previos correrán a cargo de ADIF. Aún se desconoce el coste total del soterramiento, ya que el Estudio Informativo no concreta al detalle este gasto.

"Llevamos muchos años de retraso, la encomienda de gestión es un paso importante y ahora hay que dar una nueva noticia: que se han licitado las obras", ha insistido Gorka Urtaran. Esa noticia aún no se sabe cuándo se podrá dar, ya que aún están pendientes las alegaciones al estudio informativo y a las cuestiones ambientales.

Proyecto de 3,6 km

”Queda claro que se entrará a Vitoria-Gasteiz de manera soterrada y la estación será soterrada”, ha asegurado el diputado Aitor Esteban. "Sabemos que va a llegar a Vitoria-Gasteiz de forma soterrada y cuanto antes", ha insistido Gorka Urtaran. Aunque, en realidad, el soterramiento no será total, y se mantiene el proyecto de 3,6 km soterrados entre Ariznabarra y Bulevar de Salburua. "Lo mejor es enemigo de lo bueno y paso a paso podemos avanzar." El vecindario de Salburua y Zabalgana ha criticado en numerosas ocasiones este proyecto del ferrocarril

Aún así Urtaran ha puesto en valor el corredor que quedará liberado en el centro de Vitoria-Gasteiz tras el soterramiento: "Va a ser estratégico para Vitoria-Gasteiz". Con este acuerdo toda la obra con afección ferroviaria queda en manos de Adif, y la obra civil la hará el Gobierno Vasco. Esto incluye la estación, el vial subterráneo para los coches y toda la urbanización exterior.

El alcalde Gorka Urtaran ha despejado también las dudas sobre una solución provisional: "Una cosa es que tenga que haber una provisionalidad durante las obras para seguir prestando servicio, y otra una solución provisional". Es decir: las obras obligarán en algunos momentos a habilitar un apeadero provisional, pero Urtaran ha dejado claro que la provisionalidad será durante las obras.

Los trámites pendientes siguen siendo los mismos

En la práctica los trámites pendientes siguen siendo los mismos: ADIF se encargará de concluir con el informe ambiental y desarrollar el proyecto a partir del estudio informativo. En ese momento el Gobierno Vasco licitará las obras de construcción del tramo de Vitoria-Gasteiz.

El portavoz del PNV Aitor Esteban deja la puerta abierta a una estación provisional: "Queda el remate del estudio de Impacto Ambiental y ahí se concretará si hace falta una estación provisional". Con esta obra se mantiene, eso sí, el reparto inicial establecido en el convenio de financiación de la obra, y la sociedad de gestión creada en su momento.

Reacciones

Gasteiz Batu ha recordado que aún están pendientes las alegaciones del estudio informativo actual. La plataforma en defensa del soterramiento real pide al Ministerio de Fomento que "estime las alegaciones, retire el actual Estudio y redacte uno nuevo". También piden que se estudie la "integración real del ferrocarril". E insiste Gasteiz Batu "debe darse un proyecto que cohesiones y vertebre la ciudad, como fue expuesto en las alegaciones, para integrar realmente el ferrocarril en la ciudad".

EH Bildu asegura que este anuncio "certifica que los barrios de Salburua y Zabalgana se van a quedar fuera del soterramiento. E insiste: "Siguen sin aclararnos ni quien las va a pagar, ni como, ni por cuanto dinero", ha asegurado Félix González.

El PP, por su parte, habla de "fuegos de artificio". Por un lado, “el PNV no ha concretado plazos, ni calendario” y, por otro, los nacionalistas saben que para que un proyecto avance son necesarios dos informes: el de impacto ambiental y la aprobación definitiva del estudio informativo. “No hay noticias sobre aspectos que son necesarios resolver antes de abordar cualquier inversión", ha asegurado Iñaki Oyarzabal.