El Ingreso Mínimo Vital y la RGI se complementarán hasta llegar a la renta mínima

30 mayo, 2020

Los perceptores podrán solicitar ambas, pero se complementarán para llegar a la renta mínima

El Ingreso Mínimo Vital tendrá escasa incidencia en Euskadi. Esta prestación aprobada por el Gobierno Central complementará a la Renta de Garantía de Ingresos, existente en Euskadi desde hace más de 25 años.

IMV y RGI se complementarán: una persona que tenga derecho a ambas no recibirá las dos en su totalidad. Si la RGI no le otorga los beneficios necesarios para llegar a la renta mínima entonces el IMV aportaría la cantidad necesaria. Y el IMV se podrá complementar asimismo con la RGI. Estas cuantías pueden ser complementarias incluso con trabajos a tiempo parcial.

ingreso minimo vital rgi

El Gobierno central aprobó este viernes este nuevo Ingreso Mínimo Vital, que aún no es definitivo. Las cantidades, requisitos y variables podrían ser modificadas por el Consejo de Ministros y el Parlamento, que tienen que aprobar esta nueva renta. Los que cumplan los requisitos podrán solicitarla a partir del 15 de junio, pero cobrarán todo el mes. Es decir, contará como si la hubieran solicitado desde el 1 de junio.

Los que ya reciban la RGI y tengan derecho también al IMV no tendrán que hacer ningún trámite: Lanbide se encargará de determinar qué cantidad corresponde a una y a otra. El pago de la RGI se hará por parte de Lanbide, pero el del IMV correrá a cargo de la Seguridad Social. Aunque en Euskadi el Servicio Vasco de Empleo gestionará las dos ayudas.

Requisitos diferentes

Los principales requisitos para percibir el IMV difieren de los de la RGI. Por esta razón unas 20.000 personas en Euskadi recibirán la RGI pero no el IMV, según explicó el Gobierno Vasco. Estos son en su mayoría pensionistas y personas sin residencia legal.

La principal diferencia a la hora de cumplir los requisitos es la edad (el IMV es para personas de 23 a 65 años) y el tiempo de residencia. Para la RGI hay que vivir al menos 3 años en Euskadi y tener un patrimonio neto de 30.000 euros como máximo. Para el IMV es necesario residir desde hace un año en España y tener un patrimonio neto inferior a los 16.000 euros.

Otro detalle es que el IMV no afectará de manera negativa a las personas que reciban la RGI. De hecho, Artolazabal se jactó de que la ayuda vasca "es más garantista" que la nueva ayuda nacional. Aun así, la consejera ve el IMV como "una buena noticia que va a propiciar acuerdos más amplios".

Cuantías

La RGI es una ayuda de 693€ para personas que viven solas, que pueden llegar a los 985€ a partir de tres personas en la unidad convivencial. En las familias monoparentales alcanza los 1.035€. Además la Prestación Complementaria de Vivienda alcanza los 250€.

En cuanto al IMV la cuantía es inferior: el mínimo serán 462 euros al mes de un adulto que viva solo. Posteriormente se añadirán 139 euros más por cada persona más hasta un máximo 1.015 euros. Los hogares monoparentales, al igual que la RGI, tendrán una partida adicional de 100€ al mes.