Joselu Anaiak: el alma de la fiesta

23 julio, 2015

La familia de músicos lleva en los escenarios desde 1978

La celebración del Día del Blusa supone el pistoletazo y ensayo general de lo que serán las fiestas de La Virgen Blanca. Si es habitual en el programa el mercado de ajos o la carrera de burros lo que ya es también un clásico es la verbena que Joselu Anaiak ofrece en la víspera del Día del Blusa. Tras su ausencia en Judimendi, ahora vuelven a Vitoria-Gasteiz en dos actuaciones clásicas: la víspera del Día del Blusa y la verbena champanera de Okerrak el 6 de agosto.

“Desde hace casi dos décadas nos hemos convertido en todo unos clásicos de la noche del 24 de julio”, explica Joselu Ruiz de Gordoa a Gasteiz Hoy sobre su ya obligado concierto en la Plaza de España. Allí “mayores y jóvenes viven con alegría las primeras horas” de una jornada muy querida por todos los vitorianos.

A la hora de analizar y buscar el origen y causa de esta consolidada relación con la fiesta, la voz cantante de los Joselu se centra en el “buen feeling con las cuadrillas y la gente que acude al concierto” para mantenerse un año tras otro como la espoleta que da paso al desenfreno del primer paseíllo de los Blusas.

  • Desde 1978

Joselu Anaiak son un veterano grupo que recorre cada verano todos los rincones de Euskal Herria pero siempre dejando en su agotador calendario de conciertos la fecha del 24 de julio para actuar en el corazón de su ciudad. Esta banda vitoriana y la noche del 24 de julio van indisolublemente unidos como “los cinco hermanos que dan vida a Joselu Anaiak y que se mantienen invariablemente desde el año 1978” cuando empezaron a dar sus primeros compases en el mundo de la música.

Gran parte de su éxito radica en un “repertorio con nuestros temas habituales con música euskaldun y también las adaptaciones llevadas a nuestro terreno” que son capaces de incorporar cada año para lograr conectar con el público y hacer bailar a todos los que presencian su concierto.

El próximo 24 de julio no faltarán en la noche vitoriana celebérrimos temas como “Anselma”, “Marina” o el himno oficioso del Baskonia junto a nuevas incorporaciones de canciones de Esne Beltza o Gatibu que sonarán en el corazón de Vitoria.

Tantos años subidos al escenario en una noche tan significativa han dado lugar a “muchas anécdotas” que siempre salen cuando los cinco hermanos rememoran en algunas cenas especiales que realizan a lo largo de cada temporada. Le resulta complicado a Joselu Ruiz de Gordoa extraer aquellas más significativas, pero relata con especial cariño algunas ocasiones cuando se les acercan al escenario y les piden interpretar “el árbol de 30 pisos porque fue el tema con el que se conocieron en una de nuestras verbenas una pareja”. No le cuesta seguir desenfundado otra serie de anécdotas como las peticiones que suelen realizar “bastantes chavales jóvenes que nos piden temas que les gustaban a sus padres y que después de los años también les gustan a ellos”.

Desde el escenario donde amenizan la noche previa al Día del Blusa, los Joselu Anaiak también perciben la diferente audiencia que va pasando por delante de ellos en función de la hora del concierto. “Cuando empezamos o a primera hora, sí que se nota gente de más edad, mientras que cuando avanza la noche se va viendo el relevo abajo con la llegada de mucha más gente joven que se animan a saltar, bailar y hacen variar la audiencia”, relata Joselu.

A pesar de estar inmersos en la fiesta, la formación vitoriana no escapa de los “recortes” que ha obligado la sempiterna crisis cebada con especial virulencia “en la cultura como parte más sensible”, aunque por fortuna no les faltan las actuaciones “desde San Prudencio hasta la festividad de El Pilar” cuando recorren toda la geografía de Euskal Herria para amenizar la fiesta en cualquier rincón.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad