Leire Baztarrica: la fotógrafa del hijo del Will Smith

30 septiembre, 2020

La vitoriana dejó Vitoria-Gasteiz y puso rumbo a Los Ángeles, donde se ha hecho un hueco en el mundo de la fotografía

La vitoriana Leire Baztarrica trabaja desde hace tres años en Los Ángeles como fotógrafa de moda y publicidad. Estudió Bellas Artes en la UPV mientras de forma autodidacta aprendía todos los secretos de la fotografía. En el último año de universidad consiguió una beca que la llevó al Centro de Estudios Vascos de la Universidad de Nevada en Reno, Estado Unidos.

Allí conoció al que hoy en día es su marido. Decidió entonces dejarlo todo y comenzar una nueva vida en Los Ángeles junto a él. Pero los comienzos no fueron fáciles para ella. Llegó a la ciudad de las estrellas “sin contactos ni dinero para invertir”. Empezó a moverse por las redes sociales, a mandar emails y a tocar muchas puertas buscando una oportunidad. Poco a poco fueron llegando los primeros clientes. “Ahora son ellos los que me llaman a mí, ya no tengo que ir buscando trabajo”, afirma.

Tras tres años en Estados Unidos, Leire ha conseguido hacerse un hueco en el mundo de la fotografía y trabaja con artistas, influencers y músicos. También le llaman empresas para que fotografíe sus productos. Uno de sus clientes más importantes, y para el que ha estado trabajando este último año, es Jaden Smith, el hijo del actor Will Smith. El joven ha creado una marca de agua ecológica, ‘Just Water’, y Leire ha sido la encargada de realizar sus fotografías publicitarias.

Jaden Smith, fotografiado por Leire Baztarrica

Pero la joven también trabaja para marcas más pequeñas. “Realizo fotografías para empresas relacionadas con la marihuana, aquí hay muchas porque es legal en California”, explica. Actualmente está muy centrada en el proyecto Impulse Music Co., una tienda de música que ha abierto su pareja en Santa Clarita, y para la que está realizando todas las fotos.

No obstante, hay muchas cosas que echa de menos de Vitoria. “Aquí se necesita coche para todo, no me gusta nada esa dependencia”, afirma. También extraña a su familia y amigos, “es más que nada esa sensación de que si pasa algo no puedes plantarte ahí en una hora”. Aún así, en Los Ángeles ha logrado que se reconozca su trabajo.

Aquí valoran el trabajo del artista. Se invierte mucho dinero en imagen y lo consideran un dinero muy bien invertido. Además, todo es muy profesional; no se lleva eso de que tu amigo que tiene una cámara te haga las fotos”, cuenta. En una ciudad tan grande como Los Ángeles la competencia es enorme, “pero la oferta también”, afirma.

De momento, California es su hogar. “Ya tengo mi lista de clientes y me he hecho un hueco, pero me gustaría poder viajar más a Vitoria. Mi sueño sería poder montar mi estudio aquí en Los Ángeles y viajar a Euskadi para poder también desarrollar proyectos allí”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad