Proyectan dos líneas de alta tensión para descargar en Álava energía generada en Aragón

3 noviembre, 2021

La generación eléctrica en Aragón llegaría por redes independientes de alta tensión hasta Júndiz, donde conectaría con el sistema de Red Eléctrica Española

Forestalia Renovables quiere descargar en Álava la energía que generarán sus parques solares en Aragón. Para ello, pretende construir dos líneas de alta tensión desde sus parques hasta la conexión con la red eléctrica en Álava, pasando por otras comunidades como Navarra y La Rioja. Se trata de dos proyectos: uno que cruzaría Álava de oeste a este por la Llanada, y otro de sur a norte, terminando en Vitoria-Gasteiz.

Desde que se conoció la noticia, Ayuntamientos y partidos políticos se han mostrado en contra de la llegada a Álava de estos proyectos, que tendrían una gran afección paisajística y ambiental. Por la Llanada Alavesa circula ya una de las principales autopistas energéticas, que conecta con Francia y con el resto del sistema ibérico.

Líneas de Alta Tensión en Álava

Según el primer proyecto, en la Llanada Alavesa se colocarán 88 torres de 72 metros de altura. Realizarían en total un recorrido de 42 kilómetros. Esta línea entraría a Álava por el municipio de Asparrena. Continuaría por San Millán, Agurain, Iruraiz-Gauna, Barrundia, Elburgo y Arratzua-Ubarrundia.

líneas alta tensión álava

Por otro lado, en la línea que cruzaría de sur a norte, se plantean cerca de 30 torres de entre 45 y 70 metros. Sería el final de un circuito de conexión que uniría Fréscano (Zaragoza) hasta Jundiz. Esta línea llegaría a nuestro territorio por Labastida y continuaría por Zambrana, Berantevilla, Armiñón e Iruña de Oca, hasta su final en la subestación eléctrica de Júndiz.

Forestalia también prepara proyectos del mismo tipo con final en Cataluña

Estos no son los únicos proyectos del mismo tipo que Forestalia quiere llevar a cabo. La empresa también pretende construir otra línea de alta tensión entre la localidad de Valmuel (Teruel) y Begues (Barcelona). Una línea de más de 180 kilómetros que llevaría la energía desde Aragón a la subestación de Begues. Sin embargo, este proyecto también se ha encontrado con un gran rechazo de las instituciones catalanas.

Rechazo de partidos políticos

Estos proyectos se han encontrado con el rechazo de varios partidos políticos en Álava, e incluso del Diputado General. Ramiro González, aseguró que este proyecto no tiene "ningún sentido" porque "daña el paisaje y los viñedos" en Rioja Alavesa. "Lo más lógico y respetuoso con el Medio Ambiente es ubicar los parques lo más cerca posible de los puntos de enganche de red", aseguró.

Por su parte, EH Bildu ha sido el más crítico con las líneas de alta tensión en Álava. "Ambas están impulsadas por empresas privadas que pretenden evacuar energía eléctrica desde Aragón dado que sus nudos de conexión con la red están saturados. Se trata, por tanto, de una iniciativa privada, ajena a Red Eléctrica Española", detalló el portavoz de EH Bildu en las Juntas Generales de Álava, Kike Fernández de Pinedo. "De hecho, es inédito en el mercado que desde el sector privado se promuevan líneas de alta tensión de estas dimensiones kilométricas"

El líder del PP en Álava, Iñaki Oyarzabal, también afirmó que llevar a cabo la línea de alta tensión por la Rioja Alavesa sería "un verdadero atentado" contra el paisaje del vino, el patrimonio y los agricultores. Además, viajó a Madrid para hablar sobre esta cuestión con el grupo político del PP en el congreso.

Varios ayuntamientos, en contra

En las últimas horas varios Ayuntamientos también se han posicionado en contra de estas nuevas líneas de alta tensión. Es el caso, entre otros, de Iruraiz-Gauna y de Agurain. Varios consistorios han rechazado estos proyectos por el "impacto severo" y las "grandes afecciones" que tendrá este proyecto en sus respectivos municipios.

En Iruraiz-Gauna, los grupos municipales de EAJ-PNV y EH Bildu denuncian que, además de todos el impacto para flora, fauna y paisaje, la red pasaría a tan solo 500 metros del núcleo de población de Arrieta. El Ayuntamiento de Agurain, por su parte, añade que el estudio del proyecto está incompleto al pasar por alto riesgos como el de incendios, el impacto hidrológico o la afección a las explotaciones agroganaderas.

Por su parte, el Ayuntamiento de Labastida también anunció que presentará alegaciones para parar este proyecto. En esta localidad, el PP presentó una moción para rechazar las torres de alta tensión en el municipio. Además, su alcaldesa, Laura Pérez (PNV), también se ha mostrado en contra.