Los vecinos del Casco Viejo responden a los insultos racistas

27 diciembre, 2013

Los vecinos del Casco Viejo de Vitoria-Gasteiz han contestado rápidamente a los pasquines y carteles aparecidos recientemente contra el colectivo musulmán. Gasteiz Txiki, Barrenkale y varias asociaciones culturales han salido al paso de los insultos xenófobos, en los que se llamaba “conejas” a las mujeres árabes y se leía “No os queremos en Vitoria”. Estos […]

Los vecinos del Casco Viejo de Vitoria-Gasteiz han contestado rápidamente a los pasquines y carteles aparecidos recientemente contra el colectivo musulmán. Gasteiz Txiki, Barrenkale y varias asociaciones culturales han salido al paso de los insultos xenófobos, en los que se llamaba “conejas” a las mujeres árabes y se leía “No os queremos en Vitoria”.

Estos carteles fueron arrancados rápidamente de las calles del Casco y pueden considerarse un hecho aislado, pero desde las asociaciones han querido dar su apoyo a los inmigrantes.  Estas asociaciones afirman sentirse orgullosas de que “el Casco sea un barrio abierto, y en el que la multiplicidad de lugares de origen de las personas vecinas que en él residimos hoy en día, a poco que desarrollemos la dimensión de comunidad vecinal a la que aspiramos, lejos de ser un obstáculo, lo contemplamos como una oportunidad de enriquecimiento mutuo y conjunto para toda esa comunidad vecinal”. 

“No vamos a permitir que personas vecinas del barrio sean objeto de ningún tipo de agresión en función de su origen, raza, sexo, creencia o cultura, pues este tipo de agresiones la vamos a vivir como una agresión al conjunto de la comunidad vecinal”. Los carteles aparecidos eran anónimos.

Las asociaciones creen incluso que el Alcalde Maroto, por “su discurso y sus políticas xenófobas y racistas, es corresponsable indirecto” de esta situación, y lamentan su actitud en ciertas decisiones.

Desde las asociaciones también han querido mostrar su solidaridad y cariño con las personas vecinas del Casco contra las que se dirigía el insulto: “Ese cariño además pretende que el cartel en cuestión tenga justamente el efecto contrario al que su xenófobo autor pretendía”.

Hay que recordar que el pasado mes de agosto también se registraron en Salburua unas pintadas xenófobas, con la esvástica dibujadas y ataques a los inmigrantes. Antes, en 2011, la Mezquita de Zaramaga se convirtió en una excusa para dejar ver actitudes racistas, con pintadas y momentos bochornosos en el barrio.

Leer más...

Hay sólo 1 comentario. Yo sé que quieres decir algo:

  1. EICHMANN dice:

    Y más pintadas que habrá…la hipocresía de la izmierda no acallará la verdad de los Patriotas Españoles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad