Advertisement
Advertisement

Mayores de las residencias forales de Vitoria-Gasteiz se quedan sin paseos

7 abril, 2021

Los mayores no podrán salir a pasear, pero se mantienen las visitas

El aumento de los casos en Vitoria-Gasteiz tiene también consecuencias para los mayores de residencias. La entrada en zona roja implica la supresión de las salidas para las personas mayores en las residencias forales o concertadas. Así lo acordaron a comienzos de marzo Gobierno Vasco y las tres diputaciones. También se suspenden los paseos en las residencias de personas con discapacidad.

Esta medida afecta a las residencias forales de Vitoria-Gasteiz y a las plazas concertadas en residencias privadas. Las residencias privadas y municipales no están obligadas a seguir esta directriz, pese a que sí se les recomienda hacerlo desde Diputación. Los paseos seguirán además en el resto de residencias de Álava.

Casi todos los mayores de residencias están vacunados

Esto significa que muchos mayores vuelven a una situación de semiconfinamiento, pese a que la mayoría de ellos están vacunados.

Eso sí, los mayores podrán recibir visitas. Habrá al menos dos visitas a la semana por cada residente, y podrán entrar dos personas en cada visita. "La duración máxima de cada visita será de 1 hora, asegurando en todo caso visitas mínimas de media hora", asegura la norma del 2 de marzo.

Denuncia de las familias

Varias familias han vuelto a denunciar esta prohibición de los paseos, que limita mucho el contacto de los mayores con sus seres queridos.

"Mediáticamente las residencias han dejado de ser una prioridad informativa porque no hay muertos por covid. Pero hay muchas personas, familiares y usuarios y usuarias que sufren una agonía con sobresaltos diarios, a quienes les está minando física y psíquicamente esta gestión".

"No se les esta protegiendo, se les están vulnerando todos sus derechos. Nuestros mayores siguen confinados, algunos en sus habitaciones, otros con salidas y visitas cronometradas y muchos, desde hoy, sin salidas, porque así lo ha decidido el Sr. Diputado", aseguran las familias en una carta, aunque en realidad la decisión es conjunta de las tres Diputaciones y el Gobierno Vasco. "El cierre perimetral en las residencias es prohibido pasear con los tuyos. Las medidas que no se atreven a imponer a la ciudadanía en general, las imponen a nuestros mayores".