Miguel Ángel Blanco recupera su placa en Vitoria-Gasteiz

28 junio, 2024

La placa desapareció el pasado 28 de mayo, y un mes después ha vuelto a su lugar

Miguel Ángel Blanco ya tiene de nuevo su placa en Vitoria-Gasteiz. Justo un mes después del ataque, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha repuesto la placa que desapareció el 28 de mayo de 2024.

Esta placa explica quién fue Miguel Ángel Blanco. Un texto en euskera, castellano, inglés y francés, que resalta el "nacimiento del Espíritu de Ermua, un hito en la lucha contra la banda terrorista ETA".

nueva placa miguel angel blanco

Tras el ataque, la alcaldesa, Maider Etxebarria, aseguró que la repondría "de inmediato". Justo un mes después, el rincón vuelve a lucir como el primer día, incluidas las flores que también habían desaparecido paulatinamente del lugar.

placa miguel angel blanco nueva

Y es que la desaparición de la placa fue aquel 28 de mayo, pero la desatención de este punto empezó casi tras la inauguración del memorial. Hacía muchas semanas que no había flores rodeando a la placa. Unas flores que también han vuelto tras el ataque.

Jardines Miguel Ángel Blanco

Maider Etxebarria rebautizó como jardines Miguel Ángel Blanco al espacio ubicado entre el Colegio San Viator, el Palacio Europa y las calles Chile y Argentina. Un amplio espacio en el barrio de Txagorritxu que carecía de nombre.

"Mantenemos viva la memoria de Miguel Ángel Blanco dándole nombre a estos jardines. Porque es muy importante mantener viva la memoria de aquellas personas que fueron asesinadas tristemente por defender la justicia, libertad y paz. Y porque dejarlas en el olvido sería como matarlas una segunda vez", explicó Maider Etxebarria en la inauguración.

Los padres de Miguel Ángel Blanco vivieron durante años en Vitoria-Gasteiz, llegaron aquí tras el asesinato de su hijo.

Distintos estudios recogen que la mitad de los jóvenes no sabe quién fue Miguel Ángel Blanco y aseguran conocer poco o nada sobre lo que significó su persona. Su secuestro y posterior asesinato provocó un antes y un después en la reacción ciudadana contra ETA.