Nochevieja, la Noche sin ley

2 enero, 2014

El 31 de diciembre es una noche de desenfreno, fiesta y jolgorio por todo el mundo. Pero también es una noche en la que hay quienes piensan que las leyes no están hechas para cumplirse. El alcohol y la fiesta ayudan a impulsar esta sensación en los vitorianos. En algunos casos la policía llega a […]

El 31 de diciembre es una noche de desenfreno, fiesta y jolgorio por todo el mundo. Pero también es una noche en la que hay quienes piensan que las leyes no están hechas para cumplirse. El alcohol y la fiesta ayudan a impulsar esta sensación en los vitorianos. En algunos casos la policía llega a actuar pero en otros la nota dominante es la pasividad de los agentes.

El Ayuntamiento había publicado semanas atrás un bando en el que prohibía el uso de material pirotécnico más allá de las 00:15 del nuevo año. Sin embargo, los cohetes, fuegos y petardos resonaron por toda la ciudad con insistencia a lo largo de la noche, más allá de la hora límite fijada por el Ayuntamiento. Ocho personas fueron identificadas cuando manipulaban los cohetes, además de retirarles los cohetes que estaban manipulando.

Mientras tanto pirotecnia de todos tipos y modelos eran lanzados desde balcones, jardines y parques de la capital alavesa. La mayoría de los que hicieron uso de este material eran personas sin preparación para ello, con el consecuente peligro.  De hecho, entre las actuaciones de la Policía destaca también que dos de ellos estaban haciendo un uso irregular de los petardos, aunque por suerte no hubo que lamentar daños.

Otra de las tradiciones de la Nochevieja es el lanzamiento de confetis por las ventanas. Sin embargo, parece que muchos han descubierto ‘serpentinas’ más baratas que las multicolores: los rollos de papel higiénico, que aún hoy se pueden observar colgados sobre árboles de calles como la Avenida Gasteiz. Los operarios de FCC se tuvieron que esmerar en la mañana del 1 de enero para retirar confeti y rollos de papel de las aceras.

Aceras que, en noches como ésta, son utilizadas por muchos como aparcamiento. Barrios como Adurza, Coronación, San Martín o El Pilar se llenan gente, y encontrar una plaza de aparcamiento resulta prácticamente imposible. Por ello hay muchos que optan directamente por subir el coche a la acera. Una forma de poder aparcar fácilmente y encontrar esa plaza de aparcamiento que otro conductor, intentando respetar la ley, no había visto.

Sucesos y detenciones

En cuanto a sucesos, un varón de 20 años de edad fue detenido ayer, 1 de enero, imputado por un delito de robo con violencia y lesiones. Los hechos sucedieron a las 08:53 horas, cuando agentes del Servicio de Policía Local que se encontraban realizando labores de seguridad ciudadana por la zona centro, fueron requeridos por tres jóvenes que habían sido objeto de un robo con violencia y lesiones. Tras la descripción aportada, se pudo localizar en las inmediaciones al autor de los hechos, y el móvil robado a los jóvenes, por lo que ante las evidencias recabadas se procedió a la detención del varón, imputado por un delito de robo con violencia, y lesiones, ya que los tres jóvenes presentaban heridas tras ser golpeados por el detenido.

Sobre las 13:22 horas del 1 de enero, un varón de 31 años fue detenido por un delito de violencia de género contra su pareja. Los hechos sucedieron en un domicilio de la zona de Judimendi, cuando el varón comenzó a insultar y agredir a la mujer. Personados agentes en el lugar, tras la llamada de auxilio efectuada por un inquilino de la misma vivienda, pudieron observar como la mujer presentaba una herida en la cabeza, y otras marcas visibles. Por todo ello, el varón que se encontraba también en una de las estancias, fue detenido imputado por delito de violencia de género contra su pareja.

Un hombre de 46 años fue detenido el pasado día 31 de diciembre al quebrantar la orden de protección que tenía con su ex-pareja. Tras las evidencias recabadas en el Grupo de Violencia Familiar del Servicio de Policía Local, se procedió a la localización y a la detención del varón, pasando a disposición judicial durante la jornada.

Alcohol

También el 1 de enero, sobre las 06:10 horas, un varón de 38 años fue detenido, imputado por un delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas, después de sufrir un accidente en la calle La Paz. Agentes del Servicio de Policía Local localizaron al vehículo cruzado en la calzada y con importantes daños en su parte delantera, por lo que tras comprobar que el conductor no presentaba lesiones, procedieron a realizarle las pruebas de detección alcohólica obligatorias. En ellas, arrojó tasas de 0.86 y 0.82 mg/litro de aire espirado. por lo que fue imputado por el correspondiente delito contra la seguridad vial.

Momentos más tarde, sobre las 07:37 horas, un varón de 33 años fue imputado por un delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas, al ser localizado por un agente del Servicio de Policía Local conduciendo de manera negligente en la calle Aragón. El agente observó como el vehículo circulaba a velocidad excesiva y haciendo derrapes, por lo que procedió a formularle la consiguiente denuncia administrativa, y a la realización de las pruebas de alcoholemia correspondientes. En las mismas arrojó tasas de 0.67 y 0.69 mg/litro por aire espirado, por lo que fue imputado por el correspondiente delito contra la seguridad vial.

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad