Plácida y necesaria victoria del Baskonia frente a Estudiantes

28 octubre, 2013

El Laboral Kutxa superó sin dificultades a un blando Estudiantes en un partido malo pero que le viene muy bien al equipo para estrenarse en la Liga Endesa y donde el balance final arrojó algunas buenas y necesarias noticias. El equipo vitoriano arrancó errático y desacertado en el tiro. Cuatro pérdidas en otros tantos minutos […]

baskniaEl Laboral Kutxa superó sin dificultades a un blando Estudiantes en un partido malo pero que le viene muy bien al equipo para estrenarse en la Liga Endesa y donde el balance final arrojó algunas buenas y necesarias noticias.

El equipo vitoriano arrancó errático y desacertado en el tiro. Cuatro pérdidas en otros tantos minutos y primeros instantes muy fríos en ambos mandos. El de siempre, Nocioni, generaba ofensivamente para el equipo ante la nula aportación (recurrente problema junto con las pérdidas de balón) desde la línea exterior. Sin embargo, con eso le bastaba a los de Scariolo para mandar en el partido (14-9) ante la endeblez de un Estudiantes que no encontraba antídoto para frenar a un Nocioni que sumaba una y otra vez.

En los últimos instantes del primer cuarto, que terminó con un favorable 20-11, debutó el lituano Kaukenas, mientras que de inicio en el segundo periodo salió Leo Mainoldi que "enchufó" sus dos primeros triples a las primeras de cambio poniendo la diferencia en catorce puntos (26-12) ante un Estudiantes desorientado. El encuentro era un "correcalles" plagado de imprecisiones y un parcial de 0-11 volvió a meter al conjunto estudiantil en el partido ante un Laboral Kutxa que sólo funcionaba a ráfagas y cometía demasiados errores, algunos infantiles. Nocioni, quién si no, rompía el parcial con un triple sumando 15 de los 29 puntos que llevaba Baskonia donde la otra nota positiva eran los buenos minutos de Diop, autor de siete puntos en la primera parte que tocó a su fin con 34-28.

En la reanudación los errores continuaron siendo una constante en un partido raro. Se jugaba rápido, con defensas más bien blandas pero sin acierto a pesar de disponer de tiros cómodos (Jelinek o los estudiantiles Kuric y Colom se mostraban negados desde fuera), seguían las numerosas pérdidas de balón absurdas por ambas partes y Nocioni sumaba para Laboral Kutxa ampliando la diferencia nuevamente hasta los doce (42-30). Scariolo aprovechó la estabilidad de la diferencia y el haber llegado al bonus para dar descanso al argentino. El Estudiantes seguía dando facilidades y la diferencia se disparaba hasta los 17 (49-32) con un parcial de 15-4 en seis minutos, y alcanzaba la veintena tras un triple del debutante Kaukenas que dejó ya algunos flashes de lo que aspectos en los que puede aportar y que, además, son donde Baskonia tiene mucho margen de mejora como amenaza exterior o actividad defensiva, además de experiencia. El lituano si la economía lo permite sería un gran fichaje para toda la temporada.

La incapacidad para anotar con relativa fiabilidad de la línea exterior, personalizada en la imagen de un negado Causeur, dio una última esperanza al conjunto madrileño que arrancó los últimos diez minutos con un rápido 0-7 y redujo la diferencia hasta los diez (62-52). Baskonia aumentó la actividad defensiva para evitar disgustos y mantuvo la diferencia siempre por encima de los diez puntos para terminar venciendo por 79-66.

La victoria, el positivo debut de Kaukenas y Mainoldi (en este último caso acertado en el tiro pero casi testimonial en cuanto a tiempo) y los buenos minutos de Diop son suficientes argumentos como para marcharse con una leve sonrisa hoy a casa. El juego sigue sin ser fiable ni consistente y algunos jugadores continúan lejos de lo que se espera de ellos, pero por hoy es suficiente. Se ha hecho lo que había que hacer y con suficiencia. La primera de muchas, ¡seguro!