La Plaza de Santa María recreará los edificios de hace siglos pero perderá el pilón

8 julio, 2014

Noticia relacionada: Mateo de Moraza se reformará para dar más espacio a las aceras El Ayuntamiento ha anunciado hoy que reformará la Plaza de Santa María. Esta es una de las reformas más demandadas por los vecinos, que llevan muchos años sin poder disfrutar de la plaza. Se trata de una zona que ha sido […]

Plaza Santa Mariasanta mariaEl Ayuntamiento ha anunciado hoy que reformará la Plaza de Santa María. Esta es una de las reformas más demandadas por los vecinos, que llevan muchos años sin poder disfrutar de la plaza. Se trata de una zona que ha sido utilizada desde el inicio de las obras por la Fundación Santa María.

A partir del invierno los vecinos del Casco Viejo verán entrar las máquinas en la zona. Será un proyecto con el que se busca dar un nuevo espacio a los vitorianos, intentando al mismo tiempo esquivar uno de los principales problemas que presenta: el desnivel.

Las obras resolverán mediante un plano ligeramente inclinado la conexión a los diferentes edificios a los que sirve la plaza: entrada a la Catedral, a la Capilla anexa, a la Iglesia parroquial así como al antiguo edificio de El Seminario. Una rampa-escalera lateral unirá el cantón de las Pulmonías con la plaza.

Nueva fuente

La fuente, que durante estos años ha quedado al margen del andamiaje y el vallado, se sustituirá por otra nuevaEn este sentido, el Ayuntamiento se ha comprometido a presentar la fuente proyectada a los vecinos que quedaría abierta, por tanto, a posibles cambios si estos así lo requieren.  

La fuente actual, un pilón con cuatro grifos y el escudo de Vitoria en los cuatro lados,es una de las referencias de la Plaza, y es de las fuentes más clásicas de la ciudad. En su lugar se instalará una nueva fuente ornamental en el centro de la plaza con inscripciones y dibujos sobre la ciudad y la propia catedral.

pilonAdemás se instalará arbolado y un banco corrido. Seis moreras contribuirán a forjar un cierre y recrear la idea de claustro.

Pero lo más destacado es que la Plaza contará la historia de la ciudad. El firme de la plaza dibujará el lugar en el que estaban ubicadas inicialmente las paredes de la iglesia y las edificaciones existentes en la zona hace muchos siglos. El suelo lucirá nueva pavimentación, con granito gris, al igual que en el resto de la zona alta de la ciudad. Además, un granito negro dibujará en el suelo las trazas de la primitiva Iglesia, la longhouse y el pozo. “Vamos a remarcar en el suelo de la plaza la ubicación de las antiguas edificaciones para conocer de forma más concreta parte de la historia de nuestra ciudad de hace muchos siglos”, ha puesto en valor Maroto.

Desde EH Bildu han pedido al alcalde que, antes de tomar alguna decisión respecto a la fuente u otros elementos del mobiliario, se tenga en cuenta la opinión de los vecinos. El Ayuntamiento asegura que este proyecto ya se ha hablado en el Consejo Territorial de Aldabe y cuenta con el visto bueno de los comerciantes. Sin embargo, hay que tener en cuenta que en esa plaza apenas hay negocios, más allá de un bar-restaurante.