Advertisement
Advertisement

Siervas de Jesús se estrecha por un día para los peatones

17 septiembre, 2019

El Ayuntamiento recuerda el escaso espacio que tenían los peatones antes de peatonalizar esta calle

Siervas de Jesús se estrechó este lunes para los peatones. El ayuntamiento redujo el espacio para los peatones al que tenían las aceras antes de la peatonalización. Fue un acto mucho más modesto que el del pasado año en Dato, cuando la principal calle de Vitoria-Gasteiz recuperó incluso los coches.

Ayer se colocaron unas cuerdas para, simbólicamente, recordar cuánto medían las aceras. Una arteria que, tras una fuerte polémica, se peatonalizó en 1993 en su primer tramo entre la plaza de la provincia y la plaza de Aldabe. “26 años después, son pocos los que se acuerdan de aquella polémica y de cómo estaba esta calle con aceras muy estrechas y un intenso tráfico rodado.

Siervas de Jesús es una de las vías que más tráfico absorbía hace 30 años, de vehículos que iban de norte a Sur. Aún hoy tiene un tramo con tráfico, entre Badaya y Aldabe. Un punto en el que las aceras son estrechas, pero donde el tráfico es escaso al desembocar en Cercas Bajas.