Urtaran excluye al PSE de una reunión sobre el tranvía a Zabalgana

23 noviembre, 2022

El Gobierno Vasco asegura que la propuesta de cambios para la plaza Lovaina "nace de una propuesta municipal"

Actualizado a las 20:20

La tensión entre PNV y PSE se eleva al máximo en el consistorio. Ayuntamiento y Departamento de Transportes del Gobierno Vasco se han reunido este miércoles para hablar del tranvía a Zabalgana. Y, tras esa reunión, el alcalde Gorka Urtaran ha convocado otra para mañana con todos los grupos municipales, salvo el PSE. Es decir: Urtaran excluye a su socio de gobierno, ya que es el único partido que no apoyó el pasado viernes la moción sobre el tranvía. Precisamente es con un departamento del PSE con quien Urtaran está negociando en el Gobierno Vasco.

Y hoy el Gobierno Vasco ha explicado al Ayuntamiento que extender el tranvía a Júndiz o modificar el trazado propuesto por ETS "puede suponer, de facto, un importante retraso".

Eso sí, el Departamento de Transportes liderado por el socialista Iñaki Arriola, se ha mostrado "abierto a consensuar" el traslado de las cocheras "al barrio de Betoño, consciente de las dificultades de movilidad en el sur de la ciudad".

El alcalde Gorka Urtaran sí ha valorado positivamente que el Gobierno Vasco haya "atendido la petición de que las cocheras no se ubiquen en el sur". "Y que lo haya hecho en un plazo tan breve", ha recalcado.

Sin embargo, el Gobierno Vasco ha pedido al Ayuntamiento que señale "cuál es la opción por la que se decanta". Es decir, qué trazado es el considera más conveniente para llevar a cabo la ampliación del tranvía al barrio de Zabalgana.

Una petición tras la que recuerda, en una nota, que el trazado actual se presentó "conjuntamente por Diputación Foral, Gobierno Vasco y Ayuntamiento". Además, el Gobierno Vasco recuerda que "existe un estudio de alternativas en el que se han analizado hasta siete recorridos diferentes". Un estudio que, asegura el Gobierno Vasco, se ha realizado "en colaboración y coordinación con los técnicos municipales".

De esta manera, continúan las desavenencias entre el Departamento de Transporte, liderado por el PSE, y el Ayuntamiento, liderado por el PNV. Algo que sucede pese a que ambos partidos gobiernan en coalición en Gobierno Vasco y Ayuntamiento.

Reunión sin el PSE

En todo caso, fueron todos los partidos salvo el PSE (PNV, EH Bildu, PP y Elkarrekin) los que aprobaron en el pleno del pasado viernes estudiar el trazado a Júndiz. También reconsiderar la propuesta para Lovaina. El PSE, por su parte, tan solo se unió al pacto a la hora de rechazar las cocheras en Goikolarra.

Precisamente a ese acuerdo plenario es al que se ha remitido también Gorka Urtaran. Y ha emplazado al Gobierno Vasco a "atenderlo con la máxima celeridad". Además, este jueves ha convocado a una reunión a "los grupos firmantes del acuerdo plenario" para abordar esta situación. 

Encuentro del que está excluido el PSE, su socio de gobierno, ya que no se adhirió a dicho pacto plenario.

No ampliar el recorrido a Júndiz

Por otra parte, el Gobierno Vasco ha pedido al Ayuntamiento que "no se incluya en el actual estudio informativo la extensión del tranvía hasta la factoría de Mercedes". Y es que según el Departamento de Transporte, "condiciona y retrasa de forma importante el desarrollo el proyecto".

El Departamento de Transporte está de acuerdo en "participar en un estudio de movilidad para analizar qué sistema es el más adecuado para dar servicio a ese punto de la ciudad y a su demanda específica". Y ha recordado que el hecho de no incorporar esa extensión a Júndiz en la actual llegada del tranvía a Zabalgana "no cierra la puerta a que en un futuro se extienda el tranvía a la fábrica".

Por su parte, y en lo que respecta a la solución planteada en Lovaina, el Departamento de Transportes ha señalado que la misma "nace de una propuesta municipal". Aseguran que "los técnicos de ETS adaptaron el proyecto del tranvía al diseño de la plaza trasladado por los técnicos del Ayuntamiento. Un diseño que ya contemplaba cuestiones como la semipeatonalización de la calle Luis Heinz".

En todo caso, el Gobierno Vasco ve "positivo" que el Consistorio quiera "profundizar en la movilidad de Lovaina". Sin embargo, entiende que "la definición de la misma tanto en ese entorno en concreto como en el resto de la ciudad es competencia y responsabilidad municipal. Y es el propio Ayuntamiento que, además, dispone de los datos precisos, los medios, el conocimiento y la experiencia para llevarlo a cabo, quien debe realizar los estudios pertinentes".