El Valladolid hunde un poco más al Alavés

4 julio, 2020

El Alavés suma su quinta derrota consecutiva tras un gol en el 87 del Valladolid

El encuentro entre el Valladolid y Alavés reflejó bastante la dinámica del equipo durante buena parte de la temporada. La sensación de tener lo suficiente y de conformarse con lo justo para quedarse a medias. Ojalá al final de temporada no ocurra lo mismo y el Alavés se salve finalmente, aunque ahora las sensaciones no pueden ser peores.

Apenas hubo 'highlights' ofensivos en el cuadro de Garitano. El Alavés no propuso nada. Foto: LaLiga

Porque el Glorioso saltó al césped del José Zorrilla sin hambre de victoria. Se conformaba con el empate porque al fin y al cabo, casi que le valía para la permanencia. Y al final terminó perdiendo. Lo hizo en el 87 tras un gol de Joaquín para el Valladolid. Los de Pucela también daban por bueno el empate, pero sí tuvieron más ocasiones para llevarse los tres puntos. Y al final, lo hicieron.

El Alavés se mantiene con seis puntos por encima del descenso, pero suma la quinta derrota consecutiva. Por lo tanto, este podría ser el último partido de Asier Garitano. El Valladolid ha podido certificar su permanencia con este gol, mientras que el Alavés seguirá sufriendo con uno de los peores calendarios de aquí a final de temporada. Quedan Real Madrid, Betis, Getafe y Barcelona.

Demasiado conservador

El Deportivo Alavés necesitaba la victoria o al menos un empate. Sobre todo después de las duras declaraciones de Josean Querejeta, que ponían en entredicho la labor de los futbolistas en los últimos partidos. Aunque el que de verdad estaba en entredicho era Asier Garitano; el técnico se jugaba el puesto en el encuentro de hoy. Y sacó un once conservador, alterado también por las molestias musculares de Fernando Pacheco.

Garitano rescató el trivote y apostó por solo Lucas Pérez en punta. Foto: @Alaves

Pero el Alavés tampoco salió con superioridad frente al Valladolid. También tenía bajas el conjunto local, y no causó problemas a la zaga albiazul en los primeros compases. Pero el Alavés tampoco molestó al Valladolid; los dos conjuntos se limitaron a plantear un partido tranquilo sobre el césped.

Los planes del Alavés se trastocaron con la lesión de Rubén Duarte. El lateral izquierdo abandonó el terreno de juego tras un pisotón que le impidió continuar jugando. Garitano gastó su primer cambio para sacar a Adrián Marín en la primera media hora de juego. Pero el Alavés tampoco hizo gala de la garra y actitud que le pedía su máximo accionista, y no hizo nada para merecer los tres puntos en la primera mitad. Tampoco el Valladolid, todo sea dicho.

El Valladolid tenía un punto más del Alavés antes del encuentro de esta tarde. Con la victoria de hoy tiene la permanencia prácticamente asegurada. Foto: LaLiga

El cuadro de Sergio González sí que mereció más en la segunda mitad. Pudo marcar con un disparo lejano de Rubén Alcaraz y más tarde con un cabezazo de Enes Ünal que desvió Roberto. Garitano intentó cambiar la dinámica introduciendo a Joselu por Lucas Pérez (no se tomó bien el cambio el gallego) y a Pere Pons por un decepcionante Fejsa.

Desastre

El Alavés seguía sin merecer nada más que el empate, pero en el 87 llegó la debacle: Joaquín Fernández cogió un balón en el área rebotado tras una falta y batió al guardameta albiazul para poner el 1-0. Se echó por tierra el planteamiento de un Alavés y de un Garitano alicaído en el banquillo. Quinta derrota para el cuadro albiazul y puede que la última con el técnico de Bergara en sus filas.