Advertisement
Advertisement

El Ayuntamiento estrecha la vigilancia sobre kebabs, locutorios y bazares chinos

15 octubre, 2013

El alcalde de Vitoria, Javier Maroto, ha iniciado una nueva guerra contra los locutorios de Vitoria. El primer edil quiere tramitar una ordenanza específica sobre locutorios “de forma inmediata” para impedir y dificultar la apertura de nuevos establecimientos de este tipo por la ciudad. “Igual que hace unos años nos pusimos de acuerdo en evitar […]

locutorio

El alcalde de Vitoria, Javier Maroto, ha iniciado una nueva guerra contra los locutorios de Vitoria. El primer edil quiere tramitar una ordenanza específica sobre locutorios “de forma inmediata” para impedir y dificultar la apertura de nuevos establecimientos de este tipo por la ciudad. “Igual que hace unos años nos pusimos de acuerdo en evitar que se extendieran por el casco medieval, hemos de ser capaces ahora de limitar su expansión por el resto de zonas de Vitoria”, ha afirmado. Precisamente este mismo lunes el PNV denunciaba las irregularidades detectadas en los bazares de Vitoria.

Maroto ha desvelado hoy que el Ayuntamiento lleva desde el pasado mes de marzo trabajando en diversas acciones de vigilancia especial sobre estos negocios, que el Ayuntamiento justifica para defender el comercio local tradicional. “Se trata de una petición reiterada de los comerciantes de la ciudad”.

El plan, del que se encargan los departamentos municipales de seguridad ciudadana, medio ambiente y salud y consumo, afecta a kebabs, bazares chinos y locutorios, según asegura el propio consistorio.

Locutorios, bazares y kebabs se han convertido en el nuevo objetivo del Ayuntamiento. El consistorio quiere regular su apertura y garantizar sus condiciones higiénicas. Maroto ha explicado que esta decisión se basa en las incidencias detectadas por los inspectores del Ayuntamiento en este tipo de locales, además de las denuncias recibidas y la preocupación derivada de su bajo valor añadido en el mix comercial de la ciudad. Asimismo, se ha constatado que se ofrecen mercancías que nada tienen que ver con el objeto de estos establecimientos o algunas de ellas presentan deficiencias importantes.

Según los datos aportados por el alcalde, existen 47 locutorios en la ciudad. Tras las inspecciones realizadas, se ha procedido a cerrar cautelarmente 9 de ellos y se han abierto expedientes por deficiencias sanitarias en 45.

En cuanto a los kebabs investigados, éstas investigaciones han derivado en 5 cierres cautelares de kebabs por cuestiones higiénico-sanitarias, a otros 9 se les ha abierto expediente administrativo también por este motivo y 5 más carecían de licencia.

“Vamos a cumplir la máxima de todos en igualdad de condiciones y quien incumpla la normativa no puede quedar impune”, ha dicho Maroto.

 

Leer más...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad