Vox promete bajar el IBI y el IRPF un 20% y quitar la zona azul de OTA

| 2 mayo, 2015

Adolfo Gago asegura estar tranquilo respecto a su contencioso con el Ayuntamiento

voxVox se presenta a las elecciones con las figuras de Adolfo Gago y Esaú Martín. La apuesta de la formación de derechas pasa por la promesa de bajada de impuestos y la eliminación de parte de la OTA. Mientras tanto Adolfo Gago asegura estar tranquilo por el contencioso que mantiene con el Ayuntamiento en torno a la asociación Mariturri.

-Plantea bajar el 20% el IBI ¿Cómo es posible eso?

-Ahora mismo se está pagando 2,2 millones de euros a los asesores de libre designación. Nosotros planteamos un recorte del 80% en asesores. Así podremos tener un ahorro que nos permita dejar el IBI en el mínimo legal.

También planteamos la eliminación de la zona azul, manteniendo las zonas verdes. En este caso mantendríamos las zoans de residentes pero aumentando a media hora gratuita la posibilidad de aparcar durante el día. Así conseguimos revitalizar el tejido comercial de Vitoria. Ahora mismo las zonas peatonales conllevan que el comercio de Vitoria esté abocado a cerrar. Y un centro sin comercio es un centro sin vida. Los comerciantes se sientes axfisiados ante una policía que busca sancionar y sancionar.

-Plantean impulsar el vehículo ¿qué hay que hacer entonces con el transporte público?

-Proponemos conectar el tranvía, si hubiese dinero, con ampliación desde Angulema hasta Salburua, y en Txagorritxu habilitar una ampliación que llegue por la antigua circunvalación hasta Armentia. También hay que estudiar por qué Tuvisa está en bancarrota. Hay que tener cautela.

-¿Y respecto al uso de la bici?

-La gestión de Maroto ha sido un completo desastre y ha sido una engañufla con el préstamo de bicicletas. El no poder poner la empresa que quería Maroto ya olía bastante mal y al final nos hemos quedado sin el préstamo de bicis todos los vitorianos. Nosotros creemos que hay que hacer un concurso para instalar el mismo sistema que ya hay en Zaragoza y Barcelona.

-Es decir, lo que ya estaba prometido/strong>

-Sí, pero es que a Maroto cuando no le cuadra la empresa elegida, como con el tema de las basuras, al final no se hace. Este ha sido el problema que ha tenido la ciudad estos cuatro años y es el problema que tiene que dejar de tener.

-¿Cómo generar empleo?

-Es cierto que el Ayuntamiento no tiene muchas competencias, pero sí que hace falta una revitalización.

-Desde Vox creemos que las administraciones públicas no deben intervenir en la gestión de las empresas. Pero sí que las administraciones públicas pueden ayudar a los autónomos. Respecto a polígonos industriales no tiene mucho sentido invertir en época de crisis.

-Vox se define como un partido de derechas. La derecha tradicionalmente aboga por el liberalismo económico, ¿su programa económico se basa también en ello?

-En cuanto a la Diputación hemos planteado la desaparición de las comunidades autónomas. Eso no se hará de un día para otro. Mientras tanto creemos que Álava, en lugar de aportar un 70% de sus ingresos al Gobierno Vasco, debería aportar sólo un 60%. Así la Diputación ganaría 400 millones de euros. Y podríamos plantear una bajada del 20% en el IRP.

-¿Cómo ven los nuevos barrios?

-Ha habido un incumplimiento absoluto. Son barrios que se crearon con Ensanche 21, que tenían toda la infraestructura pagada gracias a esta sociedad. Pero como nos pilló la crisis todo se fue al garete y estos 150 millones desaparecieron. El responsable es Javier Maroto, que fue quien deshizo esto. Se volatilizó el dinero. Tenemos un centro cívico de Salburua que se va a abrir pero que aún no está pagado, un centro cívico de Zabalgana que no se ha empezado a construir, igual que los agoraspace. Además el parque del Este es un verdadero peligro. En los barrios de Oro sigue sin rehabilitarse y las ayudas no han llegado.

-¿Cómo ve el Casco Medieval?

-Está bien, pero no es fruto de la gestión del actual alcalde. Seguir construyendo rampas y otras historias no nos parece correcto. Seguir metiendo en la Almendra Medieval insfraestructuras modernas es meter demasiados abalorios.

-En los últimos días ha llegado a culpar a Maroto de la situación de las ayudas sociales

-Yo critico el cinismo existente en política a la hora de prometer y no cumplir. Parece que en las elecciones vale todo. Podemos tener 258.000 propuestas pero si no cumplimos no sirve para nada. Nosotros no planteamos eliminar las ayudas sociales sino darlas con cabeza.

-¿Manteniendo las condiciones que hay ahora?

-Queremos que se den las ayudas en especie y desaparezcan las ayudas en forma de dinero. Planteamos una tarjeta de crédito o un monedero electrónico con un saldo de ayudas en las que en comercios concertados de la ciudad. Que sirva para pagar la luz, el gas y las necesidades. De esta forma se sabría que las ayudas quedan en nuestra ciudad y las Ayudas Sociales serían justas. Estarían más controladas que es lo que los vecinos quieren.

-En la Diputación cuál es su apuesta en Bienestar Social

-En Bienestar Social tenemos dos modelos, público y concertado. El problema es que el modelo público es mucho más caro que el modelo concertado. Aquí la cama por paciente es la mitad. Hay que plantearse si todo el gasto en el modelo público es eficiente. El modelo concertado, bajo un control de servicios sociales, es mucho más barato. Si funciona como el dinero público ¿por qué no mantener ambos? Por otro lado la Ley de dependencia no afecta a las familias que tienen muchos ingresos, sino a quienes más problemas tienen. Hay que ayudar a nuestros mayores. Pero esta Ley de Dependencia, que te otorga muchos derechos, luego no tiene respaldo. Es una Ley muy bonita sobre el papel, pero si no hay dinero para las ayudas no hacemos nada.

-¿En qué situación se encuentra en contencioso entre Adolfo Gago y el Ayuntamiento?

-Antes que nada se trata algo completamente ajeno al partido. Es un contencioso derivado de la política de destrucción de Maroto con las asociaciones vecinales. Fue una política de acabar con ellas. Nos tocó a asociaciones marcadas. A día de hoy nosotros no tenemos ninguna notificación más allá de la prensa.

-¿No tenéis ninguna notificación judicial?

-Nada de nada. Y aún no se nos ha reclamado desde el Ayuntamiento.

-¿Cómo que no se ha reclamado?

-Nada de nada. En 35 años el Ayuntamiento ha optado por primera vez por judicializar este asunto, y eso deja claras las intenciones de este ejecutivo.

-¿Y cuáles cree que son esas intenciones?

-Destrozar a las personas que en un momento dado podrían realmente hacerle sombra. Son dos asociaciones de una persona presentada anteriormente a candidato, y dos asociaciones que ya no comulgaban para nada con él.

-¿Está tranquilo?

-Cuando no haces nada tienes que estar tranquilo, porque de la realidad al hecho hay una gran diferencia.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad