Advertisement
Advertisement

Vitoria-Gasteiz recibe un premio de Ecovidrio por el desarrollo sostenible

9 noviembre, 2019

Ecovidrio entrega un premio que premia el compromiso con el desarrollo sostenible y contra el cambio climático

Vitoria-Gasteiz ha recibido el premio de Ecovidrio al “Mayor impacto ciudadano” por su compromiso con el desarrollo sostenible y la lucha contra el cambio climático. El alcalde, Gorka Urtaran, ha recogido este viernes el premio, que también reconoce la implicación continuada de la ciudad con el reciclaje y su papel en la generación de conciencia ambiental, lo que ha mejorado la calidad de vida de sus habitantes.

Los Premios Ecovidrio reconocen a personalidades, entidades y proyectos por su contribución a la mejora del medio ambiente y la conservación del planeta. En esta edición, la personalidad ambiental reconocida ha sido la costarricense Cristiana Figueres, quien fuera secretaria ejecutiva de la Convención marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático. Por su parte, la categoría “Mayor Impacto Ciudadano”, que este año ha correspondido a Vitoria-Gasteiz, destaca aquellos programas o proyectos de entidades e instituciones que impulsan la implicación ciudadana y suponen un referente en la defensa de los valores de la sostenibilidad, la economía circular y la lucha contra el cambio climático.

Gorka Urtaran ha recordado las cifras de reciclaje que avalan la conciencia ciudadana en esta materia: Alava alcanza una tasa de reciclado de vidrio del 88% (76,5% en el Estado), cifra asimilable a la de países europeos punteros en esta materia; Vitoria-Gasteiz recicla una media de 22 kilos de envases de vidrio por habitante y año, por encima de la media estatal de 18; y en 2018, la ciudad recogió un total de 5.481 toneladas de residuos de envases de vidrio, un 10,5% más respecto a 2015.

Además, Vitoria fue una de las primeras ciudades del Estado en implantar el sistema de recogida puerta a puerta para la hostelería, a principios de la década de los 2000. Respecto a otros materiales, Gasteiz destaca por el buen comportamiento de su población, con tasas de reciclaje muy por encima de la media del país en cuanto a papel y cartón (30 kilos/habitante y año) y envases ligeros (19,5 kilos).